Extintor para Chimeneas y Estufas. INVIERTE en SEGURIDAD!!

El extintor para chimeneas y estufas de leña debe de ser un indispensable en tu casa sin lugar a dudas, y ojalá no te toque utiliarlo nunca, pero más vale prevenir que lamentar.

Ayer nos consultaba en el blog una lectora que acaba de encender su chimenea que la tenía 5 años y que se había desprendido un trozo de techo y se veía arder en el hueco que se había caído.

Esto indicaba que el fuego había ascendido por el tubo o bien había algún producto inflamable que se estaba quemando en el hueco del techo, por lo que en estos casos una acción rápida para apagar el fuego es vital para evitar que expanda y cause problemas mayores.

Y aunque en el blog de chimeneas y estufas de leña hablamos mucho de la importancia del mantenimiento, limpieza y deshollinado de los tubos y la revisión periódica de la integridad de los mismos, es una cultura que todavía no está muy implantada en nuestro país.

Hace un tiempo hablando con un comercial de chimeneas, hablando de este tema, me comentaba que la gente está tan acostumbrada a tener una chimenea o estufa de leña dentro de casa, y a la falta de mantenimiento.

Que no caen en la cuenta que realmente están haciendo fuego dentro de su casa, por lo que es una cuestión a la que debieran prestar la correcta atención para evitar peligros potenciales asociados a la misma.

Ya hemos comentado alguna vez que en otros países europeos por ley están obligados a que una empresa autorizada les haga la limpieza y el mantenimiento de la chimenea, y dependiendo del país hasta 2 veces por año.

Tal es así que si no tienen este certificado el seguro de la casa no se lo renueva y si ocurre algún percance con la misma los responsables directos son ellos.

Es como ir con un coche que no ha pasado la revisión de la ITV.

Así que, y más ahora que empiezan a hacer los primeros fríos y se vuelve a utilizar la chimenea o estufa que hemos tenida apagada durante 9 meses hemos de prestar especial atención.

Y como precaución siempre tener una extintor para chimenea por si se descontrola o hay algún incidente para poder actuar con la mayor celeridad y apagar el fuego lo más rápidamente posible.

Y realmente es un pequeña inversión porque los extintores para chimeneas tienen un precio bajo, ya que no son muy grandes, y al igual que compramos todos los años el limpiacristales de la chimenea.

O compramos los botes de deshollín en polvo para el mantenimiento de la misma, gastarte entre 10 o 20 euros en tener un extintor para chimenea, por si acaso, es una inversión que sinceramente vale la pena realizar.

Que no os toca utilizar nunca el extintor para chimenea, pues mejor que mejor, pero muchas personas lo tienen, incluso llevan un extintor para caravana si poseen una, incluso un extintor para cocina, para evitar cualquier incidente.

Incendio tubos chimenea: falta de mantenimiento

Los que tienen una hace muchos años y nunca han deshollinado el tubo puede que se hayan encontrado alguna vez con que se les ha incendiado el tubo de la chimenea.

Se escucha como un ruido de soplete o turbina que en un primero momento no sabemos lo que es, olor a hollín quemado y es cuando nos asomamos al exterior de la casa y vemos cómo por la parte del sombrero de la chimenea sale fuego.

En el mejor de los casos, si la chimenea está bien instalada y no tienen ningún elemento combustible alrededor y los tubos son de buen grosor, puede quedar en un simple susto.

Aunque lo normal en estos caso es que a la persona que le ocurre el incendio de los tubos de la chimenea, si no tienen un extintor para chimeneas, que eche agua a los troncos para apagarlos.

Esto genera una gran cantidad de humos y que el hollín y la cenia por efecto del ague chorreen al suelo del salón.

Y cerrando el tiro consigan controlarlo.

Si no tienen tejados cercanos que sean combustibles, como podrían ser los tejados hechos por tejados de poliestireno, simplemente veremos cómo saltan trozos de hollín ardiendo que caen a los alrededores y se apagan.

Pero si tenemos cerca algún elemento combustible, el incendio se puede hacer mucho más grande y sin lugar más a dudas mucho más peligrosos.

En otros casos, se recurre a llamar a los bomberos y normalmente la espera suele ser de unos 30 minutos por lo que conforme pasa el tiempo mayor es el peligro y los daños que puede generar.

Si el tubo está dentro de un cañón de obra y alicatado de azulejos veremos cómo los azulejos se van agrietando, resquebrajando y cayendo por efecto del calor.

Y en el peor de los casos se puede expandir el fuego ante cualquier elemento combustible cerano.

Si dispusiésemos de un extintor de chimeneas ante un incendido del tubo podríamos apagar el fuego rápidamente y después ahogar desde abajo al fuego con el polvo del extintor.

Extintor de chimeneas para el incendio de la madera del revestimiento.

En otros casos nos podemos encontrar que la madera del revestimiento de la chimenea de obra se prende fuego.

Esto puede ser debido a que se ha puesto algún ángulo de hierro para soportar la campana y ésta está en contacto con la madera y como el hierro es un buen transmisor del calor, con el tiempo la prende.

También es posible que la madera se ha puesto demasiado cerca de la chimenea o del cassette de la chimenea y no lleva un buen aislamiento o la madera no está tratada con esmalte anticalórico.

Por lo que nos podemos encontrar que también se prenderá fuego.

Ante esto lo mejor si disponemos de un extintor para chimeneas es apagar el fuego y la madera y llamar a un especialista en chimeneas para que nos cambie la madera.

Ya que una vez se ha empezado a quemar la madera del revestimiento de la chimenea, con poco calor que le apliquemos después volverá a prender.

Por lo que no basta con apagar el fuego y ya está si no que hay que cambiar la madera de la chimenea.

También es posible que la chimenea no sea de la calidad suficiente para resistir altas temperaturas, ya que hay diferentes calidades de madera como todos conocemos.

Una que se utiliza mucho en el revestimiento de chimeneas es la madera de Iroko que es muy resistente a las altas temperaturas.

Otras maderas de inferior calidad, tienen una temperatura de ignifición menor y prenderán con más facilidad.

Para este caso un extintor para chimeneas también nos vendría que ni pintado.

Mal aislamiento alrededor del tubo

Si vivimos en una casa de madera, o si por ejemplo el aislamiento tenemos puesto es de bovedillas de corcho o cualquier tipo de poliestireno es indispensable un buen aislamiento térmico alrededor del tubo.

Si no con el tiempo se puede quemar el mismo generando un incendio.

Como está embutido en el techo la primera señal que veremos es que se cae la pieza de escayola por la temperatura y veremos fuego en el hueco, por lo que utilizar un extintor para chimeneas inmediatamente nos puede evitar males mayores.

Y en el caso de una casa de madera, con mucha más razón disponer de más de un extintor para chimeneas por si se produce alguna comunicación del calor del tubo.

Uso de espuma de poliuretano no antiignífuga

La espuma de poliuretano se utiliza mucho como aislamiento, sobre todo en casas antiguas donde nos pueden proyectar la espuma en paredes y techos.

Con esto debemos de llevar cuidado si vamos a instalar una chimenea o una estufa de leña porque esta espuma de poliuretano no antiignífuga.

Por lo que por efecto del calor se puede prender la misma y es como plástico y prende muy rápido.

Por eso, donde vaya a pasar el tubo de la chimenea las paredes o el tramo de techo próximo a la misma no debe de llevar espuma de poliuretano.

Y sobre todo nunca hemos de rellenar el hueco entre un cañón de obra y con espuma de poliuretano.

En este caso extintor para chimeneas también un buen sistema de prevención ante cualquier incidente.

Tubo de chimenea agujereado o en mal estado

Desde hace muchos años los que más se han utilizado han sido los tubos galvanizados.

Como ya vimos en qué tubo de chimenea elegir vimos que habían diferentes grosores, que evidentemente tenían diferentes precios.

A más grosor del tubo galvanizado más duradero el mismo y por los tantos a priori más años nos tiene que durar.

Pero sobre todo si hay entrada de agua por el mismo, se puede oxidar y perder consistencia mucho antes, así como dependiendo del tipo de leña que utilicemos.

Se puede agujerear, tener pérdidas de humo, incluso desencajar por una sobredilatación de los mismos por exceso de temperatura.

En estos casos, en el momento que apreciemos esto, es conveniente apagar el fuego de la chimenea y avisar a un especialista para que nos lo revise.

En este caso el extintor para chimeneas también es un buen salvavidas para actuar con premura y evitar que se meta mucho humo en la casa que puede ensuciarnos techos, cortinas, a parte del peligro para la salud.

Resumen extintor para chimeneas

Como norma general un buen mantenimiento consistente en una buena limpieza de los tubos, y la revisión cada cierto tiempo dependiendo del uso que le demos a la chimenea es indispensable.

El uso del erizo deshollinador para limpiar el hollín, pero como seguridad si tenemos una chimenea comprad un extintor para chimeneas.

Vigilad la fecha de caducidad o efectividad del producto, normalmente suele ser un par de años.

Estamos hablando de inversiones de 20 € para dos años, e igual que compramos un aspirador para cenizas, el erizo mencionado y el limpiacristales para chimenea, mi consejo es que compréis también un extintor para chimeneas.

Nunca está demás, porque cuando menos te lo esperas puedes verte en la necesidad de utilizar uno, y agradecerás haber sido previsor y haber comprado un extintor para chimeneas.

Summary
Extintor para Chimeneas y Estufas. INVIERTE en SEGURIDAD!!
Article Name
Extintor para Chimeneas y Estufas. INVIERTE en SEGURIDAD!!
Description
Compra un EXTINTOR PARA CHIMENEAS e invierte en SEGURIDAD. Tienen un precio económico y no sabes cuándo puede hacerte falta. Más vale prevenir que lamentar.
Author
materialesalicante.com
Extintor para Chimeneas y Estufas. INVIERTE en SEGURIDAD!!

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

PARA ESCRIBIR UNA CONSULTA HAS DE DARLE A UN ME GUSTA (un poco más arriba)