¿Donde comprar radiadores electricos a los mejores precios?

Hoy vengo a hacer una pequeña introducción al mundo de los radiadores eléctricos , más o menos todos tenemos una idea de lo que son y cómo funcionan pero vamos a entrar un poco más en detalle y puntualizar algunas de sus características, los tipos y las diferencias.

¿Diferencia entre un radiador eléctrico y un calefactor eléctrico?

La principal entre estos dos es que los llevan en su interior un fluido (habitualmente aceite o agua). Si nos ponemos a pensar todos hemos visto alguna vez sobre todo los más conocidos radiadores electricos de aceite y en alguna menor medida los radiadores eléctricos de agua. A través de la electricidad se calientan estos fluidos y una vez calientes emiten calor, hasta un tiempo después que los desconectamos de la electricidiad y los fluidos se enfrían.

Pinchando encima podeís ver un listado de precios de radiadores

Un calefactor eléctrico a diferencia del radiador, posee una resistencia en su interior que gracias a la electricidad se calienta. Posee un ventilador que hace entrar aire frío por la parte trasera y al pasar por la resistencia, este aire se calienta y es expulsado frontalmente por el calefactor, y en el momento que se apaga el mismo deja de emitir calor.

En este otro enlace podéis ver un listado de calefactores electricos

Tipos de radiadores electricos:

Radiadores eléctricos de aceite:

Los radiadores eléctricos de aceite llevan en su interior aceite que se calienta por efecto de la electricidad y emiten una manera constante el calor.

Se utilizan habitualmente como refuerzo en zonas donde la calefacción principal no llega, o para usos puntuales, algún evento o reunión, calentar una habitación de juego de los niños, etc.

Como la electricidad a día de hoy está cara, tenerlo como sistema calefacción principal nos puede salir algo caro, ya que todos sabemos que los precios de la electricidad están caros, pero para ocasiones puntuales es un buen sistema de calefacción.

Como necesitan calentar el aceite para emitir calor, tardan algún tiempo en calentarse a diferencia de los calefactores eléctricos que llevan la resistencia y su ventilador, y nos dan aire caliente enseguida, aunque en el momento que lo apagamos, dejan de emitir calor, con el radiador de aciete, no ocurre esto, ya que después de apagado sigue emitiendo calor, lo que hace que tengamos una transmisión de calor más constante.

Como estos sistemas llevan termostato de temperatura que hacen que se apaguen y se encienda en función de si baja o sube la temperatura, con los de aceite o agua la temperatura como decimos es más constante, mientras que los calefactores, hay más fluctuaciones.

Existente una gran variedad de marcas y modelos de radiadores de aciete, que si vemos el enlace anterior, podremos ver precios, potencias y características.

Radiadores eléctricos de agua

La diferencia principal con los anteriores es que el fluido que llevan en su interior es agua, que se calienta más rápido que el aceite por lo que antes empiezan a dar calor, pero también se enfrían antes, aunque suelen tener precios más económicos que los de aciete, por lo que comentamos para ocasiones puntuales pueden ser una buena opción.

Radiadores electricos toalleros.

Este es un tipo de radiador por el que suelen preguntar muchos clientes, por su diseño se coloca en el cuarto de baño y nos permite calentar la toalla que apoyamos encima, al tiempo que nos aclimata la zona de baño, que sobre todo en invierno, donde se nota de manera grande el cambio térmico, es muy interesante y decoractivo.

Radiadores electricos bajo consumo

Como sabemos que el precio de la electricidad es alto muchos buscamos comprar un radiador electrico pero que consuma poco. Aunque es cierto que sobre en función de las marcas de radiadores los hay más eficientes que otros, lo cierto es que si pone que de consumos son 1.500 o 2.500 w, esto es lo que consumirá de luz.

La diferencia es que algunos los podemos programar para que estén conectados a las horas en que la tarifa es más baja, y por eso los denominan de bajo consumo, más que porque consuman menos que otros radiadores, por el hecho de que se conectan a horas donde el consumo es menor y el precio de la electricidad es más bajo.

Desde nuestro punto de vista, los radiadores electricos así como los calefactores son un buen sistema de calefacción para usos puntuales de apoyo a la calefacción central, o en zonas de la casa más frías o donde llega menos aire caliente, pero siempre con moderación si no queremos llevar un susto en la próxima factura de la luz.

[Total:0    Promedio:0/5]

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

PARA ESCRIBIR UNA CONSULTA HAS DE DARLE A UN ME GUSTA (un poco más arriba)