¿Cuáles son las Mejores Macetas Colgantes?

Las macetas colgantes son una forma excelente de añadir un poco de color y vida a cualquier habitación, pero hay que tener en cuenta una serie de cosas antes de comprarlas.

El tamaño es una consideración importante, pero no hay que descuidar la estética. Comprar el tamaño adecuado garantizará que tus nuevas macetas queden bien en las paredes y complementen el resto de tu decoración.

Mejor Opción

GothicBride Macetas Colgantes, 4Pcs Plantas Colgantes para

    logoVER PRECIO REBAJADO >
    Mejor Calidad Precio

    Roylvan 2 PZS Soportes Colgantes para Plantas, 29 cm Gancho

      logoVER PRECIO REBAJADO >

      Mkouo 2 Unidades para Colgar Maceta de depósito de jarrón

        logoVER PRECIO REBAJADO >

        Luxbon 4Pcs Macramé Planta Percha Maceta Colgantes Titular

          logoVER PRECIO REBAJADO >

          10 piezas de macetas colgantes, macetas de macetas de hierro

            logoVER PRECIO REBAJADO >

            Tabla de contenidos

            Macetas colgantes de interior

            Al comprar macetas colgantes de interior para su casa, es importante tener en cuenta algunas cosas. Las plantas sanas requieren un riego frecuente. Si tienes una agenda muy apretada, es fácil que te olvides de regar tus plantas.

            Afortunadamente, existen jardineras de autorriego que dispersan gradualmente el agua por la tierra. Además, estas jardineras son perfectas para las personas que están demasiado ocupadas para regar sus plantas con regularidad.

            Tanto si quieres plantas colgantes como árboles densamente plantados, las plantas colgantes añadirán un sinfín de texturas a tu hogar. Dependiendo del tipo de planta, pueden añadirse pelusas, pinchos, arbustos, brillos o cualquier combinación de ellas.

            Según el tipo, puedes colocarlas en estantes altos, en muebles altos e incluso en los ganchos de las puertas. En cualquier caso, añadirán textura y harán que su casa resulte acogedora y atractiva.

            El tamaño de la maceta colgante es un factor importante tanto por razones estéticas como funcionales. Las macetas colgantes diminutas no resultarán tan atractivas como las enormes macetas decorativas.

            Además, las macetas colgantes más grandes son más pesadas, por lo que tendrás que utilizar pernos de tipo palanca o perforar las vigas del techo.

            También es una buena idea elegir unas que crezcan con tus plantas. También puedes elegir unas que no crezcan tanto y que sean fáciles de desmontar si es necesario.

            Las plantas suculentas son otra opción para las macetas colgantes de interior. Estas plantas toleran la sequía y pueden sobrevivir durante largos periodos de tiempo sin regar. Otra opción es el Epipremnum aureum, o pothos.

            Ambas plantas mejorarán la calidad del aire en su casa y también son de bajo mantenimiento. Otras opciones de bajo cuidado son la hiedra del diablo, la planta araña y el guisante espinoso.

            Nuestra recomendación:

            AMAZON

            GothicBride Macetas Colgantes, 4Pcs Plantas Colgantes para


            GothicBride Macetas Colgantes, 4Pcs Plantas Colgantes para

            Macetas colgantes pared

            Hay que tener en cuenta varios factores a la hora de elegir macetas colgantes de pared, tanto por su estética como por su funcionalidad.

            Las macetas colgantes pequeñas no tendrán un aspecto tan atractivo como las macetas decorativas grandes. Ten en cuenta que cuanto más grande sea la maceta, más probable será que haya que taladrar las vigas del techo o colocar pernos de tipo palanca en la pared de yeso.

            Si el espacio es un problema, opta por una maceta más pequeña. Incluso puedes añadir unas cuantas más pequeñas para crear un punto focal llamativo en tu habitación.

            A la hora de elegir las macetas colgantes de pared, debes tener en cuenta la ubicación de las mismas. ¿Vas a colocarlos en el interior o en el exterior?.

            Si piensas colocarlos en el exterior, asegúrate de que son resistentes a la intemperie y de que se adaptan al espacio en el que los vas a utilizar.

            Asegúrate de que las macetas son lo suficientemente grandes como para albergar las plantas que vas a cultivar. También debes tener en cuenta el tipo de flor que quieres colocar en la maceta.

            Si quieres usar suculentas o plantas de aire, considera una maceta hecha de macramé. El macetero de macramé es un elemento básico del estilo boho y permite que las plantas colgantes caigan libremente.

            Elige macetas que complementen la planta y el estilo de la pared. Puedes encontrar maceteros de macramé en algodón marfil, algodón marrón o yute.

            Puedes utilizar estos maceteros en el interior o en el exterior, pero quizá debas considerar utilizarlos sólo en zonas sin mucho viento, ya que el viento puede dañar las macetas.

            Nuestra sugerencia:

            AMAZON

            Roylvan 2 PZS Soportes Colgantes para Plantas, 29 cm Gancho


            Roylvan 2 PZS Soportes Colgantes para Plantas, 29 cm Gancho

            Macetas colgantes cristal

            A la hora de comprar macetas colgantes de cristal, debes buscar unas con buen drenaje. Sin agujeros de drenaje, tus plantas pueden no prosperar.

            Puedes comprar macetas de cristal con un agujero en la parte posterior para poder colgarlas sin dañar las paredes. Las macetas colgantes de cristal son una gran opción para las plantas de aire y otros accesorios vegetales.

            Estas macetas también quedan muy bien en grupos. A continuación le ofrecemos algunas ideas para ayudarle a encontrar las mejores macetas colgantes de cristal para plantas de interior.

            Estas macetas colgantes decorativas añaden una sensación natural a su espacio. Tienen una combinación de colores neutros vainilla y marrón y cuentan con borlas de cuerda de algodón.

            En el interior, un revestimiento de plástico evita que el agua se filtre. Como las macetas de piel de maíz son ligeras, ofrecen un efecto más cómodo que las macetas de metal.

            Las macetas colgantes de cristal también son ideales para las flores de imitación. Darán un bonito toque a su decoración.

            Nuestra recomendación:

            AMAZON

            Mkouo 2 Unidades para Colgar Maceta de depósito de jarrón


            Mkouo 2 Unidades para Colgar Maceta de depósito de jarrón

            Macetas colgantes macramé

            Si te gusta el aspecto de las macetas colgantes de macramé, no eres el único. Cientos de compradores han creado hermosas macetas y cestas colgantes utilizando este método.

            Si no estás seguro de qué tipo de planta cultivar, tenemos algunas sugerencias. Empieza por localizar una planta que necesite un apoyo adicional.

            A continuación, determina su tamaño. Una planta de tamaño medio es perfecta para una maceta colgante de macramé.

            Empieza midiendo la altura de la maceta y dividiendo la medida por dos. A continuación, coloca el cordón sobre la parte superior de la maceta y haz un nudo.

            Ajusta el cordón para que se adapte a la parte superior de la maceta, al centro y al nivel inferior. Haz un nudo en la parte superior de la maceta y asegúrate de que los tres cordones están igualados.

            Repite el proceso para el otro lado. Después de hacer los cuatro grupos, cuelga la maceta.

            Antes de empezar a crear el macetero colgante de macramé, mide la longitud de la maceta que quieres colgar. Añade unos 30 cm a esta medida y corta el cordón en consecuencia.

            A continuación, puede alinear los extremos como se muestra en la foto. El macetero se colgará de la borla. La borla inferior debe coincidir con el bucle inferior del cordón. De este modo, tendrás un macetero perfectamente proporcionado.

            También puedes hacer un macetero colgante con materiales que tengas en casa. Sólo se necesita una hora más o menos para crear un soporte para plantas y colgar una maceta en él.

            Una sola maceta puede sujetarse con un macetero colgante de macramé utilizando cuerda gruesa o hilo de macramé. Si buscas un aspecto rústico, utiliza yute resistente en su lugar.

            Estas macetas colgantes son estupendas para acentuar tu habitación o incluso tu patio.

            Nuestra sugerencia:

            AMAZON

            Luxbon 4Pcs Macramé Planta Percha Maceta Colgantes Titular


            Luxbon 4Pcs Macramé Planta Percha Maceta Colgantes Titular

            Macetas colgantes para balcones

            Puede que esté pensando en comprar macetas colgantes para balcones para su apartamento o condominio, pero ¿dónde puede encontrar las adecuadas? Aquí tienes algunos consejos para elegir las macetas colgantes adecuadas para tu balcón.

            En primer lugar, asegúrese de que la pared tiene al menos 15 centímetros de grosor y el techo tiene viguetas de madera. A continuación, cuelga la maceta de forma segura con un gancho o un tornillo.

            Asegúrate de que el lado plano de la maceta esté orientado hacia la pared. De este modo, la planta tendrá espacio para crecer por todas partes. También puedes comprar un enrejado para tu balcón o pared.

            Además de las macetas normales, las macetas colgantes para balcones son una forma estupenda de añadir vegetación al balcón de tu apartamento o condominio. Puedes utilizar el techo, las paredes, la balaustrada y el suelo para colgar las plantas.

            Elige el mejor lugar para tus plantas conociendo la zona de rusticidad del USDA de tu balcón. Una planta puede crecer bien en tu balcón si está en un clima cálido.

            La elección de la planta adecuada para su balcón dependerá de su clima, necesidades y preferencias.

            Las macetas colgantes para balcones deben colocarse en un lugar que reciba abundante luz solar y calor. Un abono aplicado cada dos semanas debería ayudar a tus plantas a prosperar.

            Para evitar problemas de falta de nutrientes, puedes comprar una maceta sostenible hecha de sauce. El sauce es un material sostenible, por lo que esta elección encaja en un jardín de balcón contemporáneo.

            Las macetas colgantes para balcones también son estupendas para la jardinería de interior, ya que llevan la vegetación al interior.

            Nuestra recomendación:

            AMAZON

            10 piezas de macetas colgantes, macetas de macetas de hierro


            10 piezas de macetas colgantes, macetas de macetas de hierro

            Macetas colgantes colores

            Las macetas colgantes de colores pueden ser una forma estupenda de añadir color a su valla o enrejado. Los recipientes están hechos de plástico resistente y están disponibles en una amplia gama de colores.

            La mayoría de las macetas colgantes miden 120 mm de alto por 100 mm de ancho y están disponibles de 10 a 16 unidades. Pueden utilizarse para cultivar flores, hierbas u otras plantas, y también son adecuadas para interiores o balcones.

            Algunas plantas crecen mejor en lugares sombreados y tienen un aspecto espectacular cuando se combinan. Las begonias, por ejemplo, vienen en una gran variedad de tonos, por lo que son una combinación fantástica en una jardinera colgante.

            La Begonia ‘Inferno’ es especialmente llamativa. Otras plantas populares en las cestas colgantes son las verbenas de cama, que tienen flores diminutas en una variedad de colores, incluyendo el rojo y el púrpura.

            Las petunias también son populares en las macetas colgantes. Estas plantas crecen en forma de maceta y tienen flores crujientes y coloridas.

            A la hora de elegir las flores, recuerda prestar atención a las necesidades de agua y clima de la planta. Algunas flores son más resistentes que otras, y debes seguir las instrucciones de la etiqueta de la planta.

            Para las flores de primavera, prueba los pensamientos y la lobelia de rastreo. Ambas pueden cultivarse en macetas colgantes, pero algunas pueden requerir protección contra las heladas si vives en una zona que recibe un clima frío. Este tipo de plantas son perfectas para balcones y vallas.

            Una cesta de flores colgante con flores rosas y vegetación queda muy bien contra una pared blanca. La cesta de flores colgante tiene una cadena, por lo que puedes fijarla fácilmente a la pared.

            Del mismo modo, las cestas de flores colgantes son estupendas para vestir las paredes de tu casa. Las macetas colgantes también pueden utilizarse en paredes de ladrillo para dar color a un espacio.

            De este modo, puedes tener plantas sin el gasto que supone comprar grandes arreglos florales.

            Nuestra sugerencia:

            AMAZON

            RIOGOO Macetas, macetas de jardín, Cubos Colgantes para


            RIOGOO Macetas, macetas de jardín, Cubos Colgantes para

            Macetas colgantes originales

            Las macetas colgantes originales pueden hacerse con diferentes tipos de ramas de árboles o incluso con un trozo de madera con una depresión en el centro. Es una buena opción si tienes plantas con raíces débiles.

            Otros materiales utilizados para las macetas colgantes son el alambre galvanizado o la tela. También se puede utilizar un cubo normal como jardín colgante.

            Independientemente del material utilizado, las macetas colgantes son una buena forma de mantener tus plantas sanas y felices.

            Hay varias formas de mantener las cestas colgantes, pero la más importante es proporcionar la nutrición adecuada a las plantas. El abono es crucial para el éxito de las cestas colgantes y otras plantas de contenedor.

            Utilice un fertilizante de liberación controlada o lenta que contenga un equilibrio de nutrientes que sus plantas necesitan para prosperar.

            Asegúrese de seguir las instrucciones del envase del fertilizante para garantizar que sus plantas reciban la cantidad adecuada de nutrientes.

            Otro método para crear una planta colgante original es reciclar un adorno o un jarrón. Esta es una gran idea si quieres añadir un aspecto diferente a una habitación.

            Por ejemplo, si quieres colocar una planta colgante cerca de una ventana, puedes utilizar un tarro o un cuenco decorativo.

            También puedes crear soportes para plantas colgantes utilizando adornos reciclados o cuerda de yute. Estos recipientes son perfectos para plantas pequeñas.

            Una vez que hayas colgado tus macetas colgantes, el siguiente paso es elegir las plantas adecuadas. Asegúrate de elegir unas que se desarrollen tanto en el sol como en la sombra.

            Además, elige aquellas que toleren el exceso de calor, las lluvias torrenciales y los vientos secos. Para empezar, elige una planta con un hábito de crecimiento vigoroso.

            La salvia, la angelonia y la celosía son excelentes opciones para una jardinera colgante. Independientemente de que elijas una maceta colgante tradicional o algo más singular, las macetas colgantes son perfectas para añadir color y vigor a tu espacio exterior.

            Nuestra recomendación:

            AMAZON

            Sass & Belle XDC337 Macetero Frida Kahlo


            Sass & Belle XDC337 Macetero Frida Kahlo

            Macetas colgantes artesanales

            Hay docenas de formas de hacer macetas colgantes. Aunque es fácil encontrar macetas ya hechas, una maceta hecha a mano puede personalizarse con los colores, materiales y mano de obra para que se adapte al diseño interior de su casa.

            Para colgar la maceta se utiliza una tira de tela de entre uno y 1,5 metros de longitud. A continuación, añade unas cuantas plantas a la maceta y ¡ya está todo listo!.

            Una maceta colgante es el complemento perfecto para la decoración de tu casa, y puedes hacer tantas como quieras.

            Los maceteros colgantes de madera son una forma estupenda de decorar cualquier habitación de tu casa. Tienen un aspecto único y son una forma estupenda de exponer suculentas o pequeñas plantas de interior.

            Además, ¡son muy fáciles de hacer! Incluso puedes pintarlos para que combinen con la decoración de tu casa. Un macetero colgante hecho a mano dará un toque de color a tu casa.

            Un macetero colgado de una cuerda es fácil de hacer y añadirá un toque de singularidad a tu casa.

            Para una opción más asequible, considera el uso de materiales reciclados. Las botellas de plástico son unas jardineras perfectas. Se pueden reutilizar y rellenar con tierra o semillas.

            Este proyecto de bricolaje puede cubrir una valla aburrida o el lado soleado de un edificio. Con ellas se pueden crear bonitas macetas colgantes que añaden un toque orgánico y selvático a tu casa.

            Puedes encontrar más inspiración en su página web. Así que, ¡ponte creativo y decora tu casa! ¡Te encantará tu nueva maceta colgante artesanal!.

            Nuestra sugerencia:

            AMAZON

            Cesta Colgante para Plantas, macetas de Flores Colgantes,


            Cesta Colgante para Plantas, macetas de Flores Colgantes,

            Macetas colgantes alambres

            Utilizar macetas colgantes de alambre para sus arreglos florales de exterior tiene muchas ventajas. El duradero alambre metálico mantiene las plantas en su sitio sin riesgo de que se dañen con las inclemencias del tiempo.

            Los productos acabados también son resistentes a la corrosión, la oxidación y la decoloración causada por la luz ultravioleta.

            Una maceta colgante de alambre puede montarse en una superficie plana, como una pared, una valla o una puerta. Un experto en diseño puede ayudarle con la opción de hacerla a medida.

            Estos recipientes colgantes también ofrecen una gran variedad de opciones de diseño.

            Una cesta de alambre es otro tipo de maceta colgante. A veces se denomina cesta de heno y puede contener una cantidad considerable de tierra para macetas.

            El peso ligero de la cesta y su facilidad de colocación la convierten en un recipiente ideal para colgar plantas en un patio o un porche.

            Por desgracia, las plantas de las cestas colgantes pueden ser susceptibles a las mismas enfermedades y plagas que afectan a sus primos de tierra. Para evitar el riesgo de que esto ocurra, utilice una mezcla para macetas que no contenga patógenos en el suelo.

            Nuestra recomendación:

            AMAZON

            Nuptio Macetas Colgantes de 2 Piezas Cestas Colgantes


            Nuptio Macetas Colgantes de 2 Piezas Cestas Colgantes

            Maceta inspirada en el terrazo

            Las macetas colgantes inspiradas en el terrazo son una forma estupenda de añadir color y textura a tu espacio exterior. Estos versátiles maceteros presentan un patrón moteado, lo que los convierte en la pieza de acento perfecta tanto para áreas interiores como exteriores.

            Puedes elegir entre una gran variedad de colores para que combinen con cualquier estilo de habitación, incluyendo el moderno, el rústico o el vintage.

            Lo mejor es que puedes conseguir estas elegantes macetas por una fracción del precio de las macetas colgantes originales de estilo terrazo.

            Estos maceteros colgantes están hechos de resina y acabados en piel de color canela. Tienen un agujero de drenaje y un tapón para facilitar su uso. Cada maceta viene con un cordón de 53 cm de longitud, que se puede ajustar mediante un nudo.

            Este macetero no es impermeable y puede presentar algunas irregularidades, pero es una gran elección para un hogar contemporáneo. Además, tiene el tamaño perfecto para las plantas en maceta.

            Un juego de seis mini macetas es divertido para los niños. El juego de seis macetas parece la playa y puede montarse en la pared o colgarse del techo.

            Las mini macetas están pintadas con caras diminutas y pueden albergar suculentas y otras plantas pequeñas. Otra opción es una jardinera colgante de cemento con un diseño de terrazo.

            Su amplia apertura la hace perfecta para las suculentas. Estos maceteros tienen un diseño elegante que complementará cualquier habitación.

            Las jardineras colgantes son una forma estupenda de decorar el espacio vertical. Ayudan a poner las plantas bajo la luz directa del sol, a la vez que ocupan un espacio no utilizado.

            El estilo de estos maceteros es variado, desde los que tienen macetas incorporadas hasta los que tienen correas y asas. También puedes hacer tus propias macetas colgantes si eres lo suficientemente creativo.

            Sólo tienes que asegurarte de que tus macetas estén hechas de un material duradero y resistente a la intemperie.

            Jardinera colgante de macramé

            Una jardinera colgante de macramé es una forma asequible de decorar tu espacio exterior sin tener que comprar una nueva. Puedes hacer una con el cordón que ya tienes.

            Sólo tienes que doblarlo por la mitad, atarlo en forma de lazo y luego colocar un mosquetón en los extremos. Así podrás colgar tu maceta donde quieras. Si eres principiante, este proyecto sólo te llevará una hora.

            La jardinera está disponible en varios colores y viene con tres macetas diferentes. La Tradescantia Zebrina es una opción popular porque sus hojas salen del colgador natural de la jardinera.

            Está disponible en tres estilos diferentes, incluyendo una planta púrpura y otra blanca. Estas jardineras también están disponibles con plantas de aire. Requieren una pequeña cantidad de agua, pero no demasiado.

            Para hacer la maceta, empieza por medir la altura de la maceta que deseas. Para calcularlo, mide la altura de la planta que deseas y divídela por dos. A continuación, calcula la distancia entre los nudos y ajústala en consecuencia.

            Una vez que estés satisfecho con la altura de tu maceta colgante de macramé, estarás listo para empezar a hacerla. ¡Y ya has hecho tu primera maceta colgante de macramé! Ahora, ¡disfruta de tu creación!.

            Y no olvides compartirla con tus amigos y familiares. ¡Vas a estar orgulloso de ti mismo! Si alguna vez has soñado con hacer una maceta colgante de macramé, estarás encantado con el resultado.

            El helecho de Boston es otra planta de fácil cuidado que necesita un riego semanal. Esta suculenta crece bien en perchas de macramé medianas, ¡así que es fácil de cultivar!.

            Sólo tienes que asegurarte de colocarla lejos de radiadores y corrientes de aire. Otra planta popular para las perchas de macramé es la hiedra inglesa.

            Con sus gruesas y tupidas hojas, esta planta es el complemento perfecto para la decoración. Si te preocupa el mantenimiento de la planta, simplemente recorta las hojas al tamaño deseado.

            Maceta colgante pequeña de Sungmor

            Si quiere una maceta colgante vertical de autorriego, cuatro en uno, la maceta colgante pequeña de Sungmor es una gran elección. Esta maceta es resistente al calor y al frío y tiene un diseño compacto.

            mejores macetas colgantes

            Su acabado blanco moteado es duradero y resistente a las heladas. Este producto no está disponible actualmente, pero es probable que vuelva en el futuro.

            La forma geométrica y el acabado metálico de la jardinera colgante Riseon le confieren un aspecto bohemio. El macetero es un gran acento para cualquier zona exterior y tiene un robusto gancho y una cadena para colgarlo.

            También puede servir de decoración para el hogar. Si no estás seguro de los maceteros colgantes, puedes elegir entre otras opciones disponibles. Son formas estupendas de hacer una declaración mientras se usan plantas.

            Este macetero colgante de cerámica es una opción práctica, moderna y atemporal. Es de cerámica y está fabricada en Corea. Viene con una cuerda de cáñamo, que evita que parezca demasiado estéril.

            Como esta jardinera no tiene orificio de drenaje, es la más adecuada para las especies que necesitan muy poca agua. Puedes elegir entre diferentes tamaños y estilos de macetas colgantes de exterior en función de tus gustos y tu espacio.

            Media Luna Galaxy

            Esta elegante maceta colgante tiene forma de luna creciente dorada. Con un acabado en oro galáctico, es el expositor perfecto para sus plantas de interior.

            Esta maceta cuenta con una delicada cadena y puede colgarse fácilmente de un gancho de pared o del techo. También se puede montar fácilmente en una barandilla para añadir interés visual. Esta maceta colgante añadirá un rayo de sol a su espacio interior.

            Es perfecto para su uso en interiores y es un regalo impresionante para un ser querido.

            Macetero Cooks Standard

            El perchero colgante Cooks Standard es un accesorio de cocina muy versátil. Este estante colgante tiene seis rieles de madera y soporta hasta 30 libras. El estante viene con dos ganchos giratorios y cuatro ganchos para ollas.

            Es fácil de instalar y soporta hasta 30 libras. Se puede colocar en horizontal o en vertical. Tiene una garantía limitada del fabricante de 25 años. Puede adquirir ganchos adicionales por separado.

            Hay muchos estilos diferentes de cestas colgantes disponibles. Si busca una opción más minimalista, el Cooks Standard es una opción atractiva. Está disponible en cinco acabados metálicos, lo que facilita la combinación de colores de su cocina.

            También encontrará que es más pequeño que muchos otros estantes, por lo que no ocupará tanto espacio en la encimera. Tanto si desea organizar sus ollas como almacenarlas, este diseño aerodinámico hará que su cocina parezca más limpia y organizada.

            El estante para ollas montado en la pared de Cooks Standard es una opción asequible y de alta calidad. El estante incluye cuatro ganchos de alta resistencia y dos más pequeños. La parte superior del estante incluye un estante que sostiene sus tapas.

            Este estante puede sostener hasta 80 libras de utensilios de cocina. Puede optar por colgar la rejilla de la pared, del techo o de la encimera. Y si no tiene suficiente espacio en la encimera, este cesto para ollas es asequible.

            A la hora de elegir un cesto para ollas, deberá tener en cuenta el tamaño de su cocina y de sus utensilios de cocina. Aunque hay algunos cestos de cocina que soportan hasta 200 libras, el tamaño más común es de alrededor de 100 libras.

            Para garantizar una experiencia de cocina segura y cómoda, debe seleccionar un cesto para ollas con la capacidad máxima de sus utensilios de cocina.

            Y como con cualquier accesorio de cocina, elegir un cesto para ollas que se adapte a sus necesidades le dará tranquilidad y facilidad de uso.

            Comparativa de las mejores macetas colgantes

            Si está buscando una maceta colgante, ha llegado al lugar adecuado. Hemos comparado Abetree, MyGif, Ecopots y Bloomscape, cuatro marcas populares de macetas colgantes, para que pueda decidir cuál es la mejor para su hogar.

            Siga leyendo para descubrir por qué estos productos son tan populares y aprender a elegir el mejor para sus necesidades. Este artículo también contiene información sobre cómo cuidar tus plantas colgantes.

            Abetree

            Puedes colgar fácilmente tu maceta colgante Abetree en un gancho o utilizar un soporte de pared para colgarla. Es una gran opción para el uso en interiores o exteriores, y funciona bien tanto para techos altos como bajos.

            La esbelta jardinera es ligera y duradera, y tiene dos colores a elegir. Estas macetas colgantes están hechas de metal, por lo que durarán años.

            Esta jardinera colgante tiene una altura de 23,6 pulgadas, y su diámetro interior es de 5,5 pulgadas. Puede acomodar la mayoría de las plantas de tamaño pequeño o mediano, y cuenta con un robusto gancho en la parte superior y una varilla negra de 12,2 pulgadas.

            Puede elegir entre una maceta colgante Abetree blanca o negra, o una combinación de ambas. Este estilo es fácil de usar y complementará cualquier diseño interior. También es una excelente opción si quieres colgar tus macetas colgantes de una ventana.

            Bloomscape

            Una comparación de las macetas colgantes Bloomscape es una buena idea si está planeando comprar una. Bloomscape ofrece una impresionante variedad de plantas, macetas y accesorios que se pueden encontrar en línea.

            Los clientes también pueden elegir entre una variedad de esquemas de color y materiales para complementar su espacio. Como empresa con conciencia ecológica, Bloomscape se compromete a preservar el medio ambiente y a reutilizar materiales reciclados.

            Sus macetas colgantes también están hechas de plástico ecológico reciclado. Están disponibles en cinco combinaciones de colores diferentes, y el envío es gratuito para pedidos superiores a 75 euros.

            La tienda online de Bloomscape ofrece un ambiente acogedor con gráficos de estilo Matisse y artículos y vídeos útiles. Se envía directamente desde el invernadero, así que no recibirás un montón de helechos almacenados.

            Puede tratarse de una bonita maceta de arcilla o de una jardinera fabricada con hasta un 80% de plástico reciclado. Algunos clientes incluso alaban el servicio de atención al cliente y la rapidez del envío.

            En definitiva, una maceta colgante Bloomscape es una gran opción para cualquier habitación de la casa.

            Ecopots

            La maceta colgante Ecopots es una buena opción para las plantas de arrastre. La maceta es resistente a los rayos UV y a las heladas, y está fabricada con un 80% de plástico reciclado.

            Los cables de acero inoxidable son fáciles de cortar al tamaño que necesites. Tiene una altura de 10,6 pulgadas y se cuelga con un cable de acero inoxidable. La maceta colgante Ecopots cuesta 35 euros en Bloomscape.

            Las macetas colgantes ECOPOTS están disponibles en seis colores diferentes. Puedes elegir entre terracota, negro, verde, rojo y blanco. Cada estilo está hecho a mano, lo que contribuye a su aspecto distintivo.

            Y, a diferencia de la mayoría de las macetas colgantes, los maceteros EcoPots son reciclables una vez que han llegado al final de su ciclo de vida. Estas ventajas hacen que las macetas colgantes EcoPots sean una gran elección para cualquier hogar.

            Consejos para elegir macetas colgantes

            Antes de plantar tus plantas en macetas colgantes, debes tener en cuenta algunos consejos. Lo primero es saber el tamaño del recipiente. Esto es importante porque cuanto más pequeño sea el recipiente, más espacio ocupará.

            Después, debes tener en cuenta qué tipo de abono utilizar y qué tipo de plantas vas a cultivar en él. Una vez que sepas estas tres cosas, ¡ya deberías estar en camino de plantar tus plantas!.

            Plantas que prosperan en cestas colgantes

            Si quieres crear un espectáculo de color y belleza con una cesta colgante, considera la posibilidad de plantar uno de los distintos tipos de flores. Las begonias son una opción maravillosa para este propósito, ya que producen pétalos brillantes y cerosos.

            Aunque no toleran las heladas, se comportan bien en una cesta colgante de interior. Estas coloridas plantas pueden crecer durante todo el año en el interior. A continuación se enumeran algunos ejemplos de plantas que prosperan en cestas colgantes.

            La Dichondra argentea ‘Silver Falls’ es una planta de arrastre, también conocida como enredadera de plata. Esta hermosa planta tiene tallos plateados y hojas en forma de corazón.

            Es una opción que requiere relativamente poco mantenimiento porque resiste a los insectos y es fácil de cuidar. Asegúrate de plantarla en un lugar cálido y libre de heladas. Así podrás disfrutar de sus hermosas flores durante muchos años.

            También puedes utilizar hierbas ornamentales en tu cesta colgante. No requieren mucho mantenimiento y pueden prosperar a medio sol o a la sombra.

            Durante el invierno, el lado norte de un edificio está parcialmente a la sombra, mientras que el lado sur recibe el sol caliente de la tarde. Esto significa que el sol parcial en Seattle es similar a la sombra total en Phoenix.

            Las plantas más apropiadas para las cestas colgantes en este clima son las Petunias púrpura y roja, así como la Coreopsis amarilla, que es una margarita amarilla de arrastre. El Plectranthus variegado también es fácil de cultivar y mantener.

            El collar de perlas es otra excelente opción para las cestas colgantes. Estas plantas crecen rápidamente, necesitan un cuidado mínimo y son grandes compañeras de otras flores. Sus diminutas flores, parecidas a los guisantes, duran meses.

            No necesitan deshojarse y son estupendas para las macetas. En verano, florecen durante meses. También pueden soportar las tormentas. Lo mejor de todo es que estas plantas no necesitan deshojarse, por lo que no se marchitan ni mueren.

            El abono a utilizar

            El momento ideal para plantar una cesta colgante es la primavera, aunque también puedes plantar plantas perennes o variedades de verano en cualquier momento del año. Puedes elegir entre diferentes tipos de compost para utilizar en las macetas colgantes.

            Es importante elegir el tipo de abono adecuado para el tipo de cesta que tengas, ya que la mezcla correcta de ingredientes puede potenciar la tasa de floración y hacer que tus cestas luzcan bien todo el año. Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán a elegir el compost adecuado:

            Antes de elegir un compost para tus macetas colgantes, ten en cuenta que las plantas que crecen en contenedores suelen tener un acceso limitado a los nutrientes. Si no les proporcionas suficientes nutrientes, tus plantas sufrirán.

            La mayoría de la gente tiende a meter muchas plantas en sus macetas, por lo que el abono adecuado marcará la diferencia.

            Aunque la mayoría de las plantas son felices con un abono de uso general, hay algunas que necesitan un tipo específico.

            A la hora de regar las cestas colgantes, asegúrate de mantener el compost húmedo. Cuando riegue, recuerde que el compost debe permanecer húmedo, pero no empapado.

            Riegue sus plantas cuando la superficie del suelo se sienta seca o cuando el agua salga por el fondo de la cesta. Las cestas colgantes también deben colocarse en una zona soleada para que reciban el máximo de luz solar.

            Una vez a la semana, hay que aplicar un alimento líquido para plantas y decapitar las flores para fomentar el crecimiento.

            Cuando haya pasado el riesgo de heladas, las cestas colgantes deben colocarse en su posición definitiva. Una vez endurecidas, cuélgalas de un soporte resistente en un lugar soleado.

            Si es posible, elige un lugar orientado al sur. Las cestas colgantes tienden a secarse muy rápidamente cuando hace buen tiempo, así que asegúrate de regarlas regularmente. Si la media pulgada superior del compost se siente seca, debes regarla.

            Tamaño del contenedor

            En primer lugar, deberás decidir qué tipo de materiales vas a utilizar para tus cestas colgantes. Los materiales más utilizados son el plástico o la fibra de coco/musgo, aunque hay algunas excepciones.

            El plástico es barato y fácil de encontrar, mientras que la fibra de coco/musgo es más decorativa pero más difícil de encontrar. El tipo de material que elijas depende de tus necesidades y del diseño de tus cestas colgantes.

            Si tu presupuesto no te permite adquirir los costosos recipientes de terracota, cerámica o madera, tendrás que conformarte con las cestas colgantes de plástico.

            Puedes elegir el tamaño de tu maceta colgante midiendo la altura de arriba a abajo. Así te asegurarás de que tus macetas encajan en el espacio que tienes disponible. Además, el tamaño de las macetas colgantes afectará a su capacidad de crecimiento.

            Las macetas colgantes más pequeñas pueden ser más manejables y contener menos plantas que las macetas más grandes.

            También puedes elegir una cesta colgante pesada si tienes un balcón o un porche cubierto. Puedes encontrar varios tamaños y estilos diferentes que se adapten a tu esquema de diseño.

            Una vez que sepas el tamaño de las macetas colgantes, debes elegir las plantas que piensas cultivar. Recuerda que en un solo recipiente no caben muchas plantas.

            Elige una maceta un poco más profunda que la altura de la planta y asegúrate de que es lo suficientemente profunda. Recuerda que demasiada agua hará que las raíces de la planta se pudran y las hojas se vuelvan amarillas.

            En una maceta colgante más profunda caben de tres a cinco plantas y en las más grandes caben hasta siete. La tierra debe estar uniformemente húmeda para que las raíces crezcan bien.

            Mientras consideras el tipo de planta que quieres cultivar, ten en cuenta la altura de tu planta antes de decidir el tamaño. Si tu maceta colgante es demasiado baja, no podrás ver su parte superior.

            Además, las plantas se calentarán demasiado porque el aire caliente sube hacia el techo. También recibirán menos luz solar de las ventanas y no se mantendrán tan fácilmente.

            La altura de las cestas colgantes es importante, ya que la altura determinará la cantidad de luz que reciben.

            Plantas a elegir

            Las opciones de plantas en macetas colgantes pueden ser abrumadoras. No querrás acabar con una planta que no prospere en tu balcón o patio. Aquí tienes algunos consejos para que tus cestas colgantes sean el centro de atención.

            Las begonias son excelentes plantas para usar en macetas colgantes. Sus brillantes flores llamarán la atención, y pueden tolerar una gran variedad de climas. Las begonias también soportan las heladas invernales.

            La Lobelia erinus es una flor perenne que crece bien en un lugar soleado y tiene muy pocos problemas de plagas. Se puede hacer un matador de avispas natural o comprar una variedad comercial.

            Las flores de la Impatiens de Nueva Guinea se componen de cinco gruesos pétalos que se sitúan por encima de las brillantes hojas abigarradas.

            Son atractivas para las mariposas y son fáciles de cultivar. La lobelia no necesita deshoje ni cuidados especiales. Sólo necesitan un poco de agua y sol para crecer.

            Antes de elegir una planta para tus cestas colgantes, asegúrate de conocer sus necesidades. Si tienes una ventana o un balcón, será más feliz en un lugar indirecto.

            Los jardines colgantes reciben la mayor cantidad de luz solar por la tarde, así que asegúrate de elegir plantas que reciban esta cantidad de luz.

            Si no estás seguro de qué tipo de plantas prosperarán en tu ventana, pide consejo a un especialista en plantas. Estas personas podrán ayudarte a seleccionar las plantas adecuadas para tus cestas colgantes y macetas.

            Si quieres añadir color a tu espacio sin tener que regar, las plantas colgantes son una buena opción. Necesitan un cuidado mínimo y son fáciles de transportar. Y lo mejor es que puedes utilizarlas en el interior o en el exterior.

            Sólo asegúrate de utilizar las tablas de zonas de rusticidad del USDA para elegir la planta adecuada para tu espacio. A la larga, te ahorrarán tiempo y dinero. También puedes utilizarlas como cestas de pared.

            Otro cuestión interesante es si dispones de los mejores huertos urbanos donde no sólo plantar plantas comestibles, si no, también decorativas.

            Cuidados de las cestas colgantes

            Las plantas de una cesta colgante dependen totalmente de ti para su nutrición. Debes utilizar un abono soluble en agua para mantener tus plantas vivas y sanas.

            Alimentar las plantas con el abono adecuado las mantendrá sanas y florecerán durante más tiempo. Recuerda revisar tus cestas a diario y regarlas cuando sea necesario. Una proporción equilibrada de 2:1 entre el fertilizante y el agua es la forma más eficaz de mantener el equilibrio perfecto para tus cestas colgantes.

            Abone las cestas colgantes con regularidad para que sus plantas tengan el mejor aspecto posible.

            El riego de las cestas colgantes debe realizarse al menos dos veces al día. La frecuencia y la cantidad de riego dependen del tipo de plantas que elijas.

            Cuando la cesta esté especialmente seca, es mejor dejarla en agua durante una hora antes de volver a regarla. Si hace mucho calor en el exterior, riegue las cestas colgantes dos o tres veces al día.

            En caso de clima extremo, trasládelas a una zona protegida. Un riego erróneo puede causar daños a tus plantas.

            Si decides utilizar un pesticida, revisa tus cestas colgantes a diario. Un spray de jabón insecticida puede ser eficaz contra la mayoría de las plagas de las plantas de interior.

            Abone sus cestas colgantes una vez cada 1 ó 2 semanas durante la temporada alta de crecimiento. Siga las recomendaciones del fabricante sobre las dosis de nutrientes.

            Asegúrate de revisar tus cestas colgantes con regularidad para evitar plagas no deseadas. También puedes recortar tus cestas para mejorar su aspecto.

            Cuando elijas las plantas para tu cesta colgante, asegúrate de tener en cuenta la ubicación. La cantidad de sol, calor y viento afectará al crecimiento de las plantas.

            Elegir una planta de bajo mantenimiento es mejor para tus cestas colgantes que una de alto mantenimiento. Las plantas de bajo mantenimiento necesitarán menos agua y abono.

            Lo mejor es emparejar plantas de crecimiento similar con otras de tamaño y tipo parecido.

            Peso

            Aunque no lo piense, las plantas colgantes en maceta pueden pesar tres o cuatro kilos. Este peso puede convertirse en un problema si la planta se cae y deja un desastre en el suelo.

            Además, si la maceta colgante se cae, podría lastimar a cualquier persona que se encuentre debajo. Si piensa colgar una maceta, asegúrese de que la cuerda es lo suficientemente fuerte como para soportar su peso.

            Si la cuerda se rompe con facilidad, es posible que tengas que buscar otro tipo de colgador.

            Los materiales utilizados en las macetas colgantes varían mucho. Por lo general, las cestas colgantes de plástico y de fibra de coco o musgo son las más comunes. Las cestas colgantes de terracota y cerámica son poco frecuentes.

            Las cestas colgantes de plástico retienen bien la humedad y son muy económicas. Las cestas colgantes de fibra de coco y musgo son decorativas, pero son más difíciles de encontrar.

            Para las plantas colgantes más grandes, elige una maceta de cerámica o de madera. Sin embargo, asegúrese de comprobar el límite de peso en el embalaje de la ferretería para asegurarse de que ha comprado lo suficiente para sus plantas.

            Diseño

            Hay algunos principios de diseño comunes que se deben seguir al elegir las macetas colgantes. Por ejemplo, puede evitar utilizar macetas con agujeros en el fondo, ya que esto limitará el crecimiento de su planta.

            Si opta por utilizar una base de cubeta, asegúrese de plantar la planta en un lugar al que llegue el sol. De lo contrario, ¡podrías acabar con una planta mojada!.

            Por último, ten en cuenta cómo se integrará el diseño de tu maceta colgante con otros elementos de tu casa.

            Las macetas colgantes son fáciles de redecorar. Puedes colgar sobre ellas cuencos de colores, o utilizar láminas brillantes para cubrir la base. También puedes utilizar cintas para que combinen con los colores de tus obras de arte o de tu mesa.

            También puedes colgar tus macetas colgantes para una fiesta de revelación de género o una fiesta de bebés. Sea cual sea la ocasión, verás que las macetas colgantes son una forma perfecta de mostrar tu pulgar verde y tu amor por la naturaleza.

            Durabilidad

            Cuando elijas las macetas colgantes, ten en cuenta el tipo de tierra que quieres utilizar. Elegir una tierra que sea más ligera ayudará a las plantas a retener la humedad y a sobrevivir en una maceta colgante.

            Elige una mezcla para macetas que sea ligera y contenga perlita o vermiculita para obtener los mejores resultados. La tierra de jardín contiene semillas de malas hierbas y plagas.

            La tierra para macetas también retiene menos agua que la tierra de jardín. Si le resulta difícil regar, elija una mezcla para macetas que contenga cristales que absorban el agua para reducir la cantidad de tiempo que necesita para regar.

            Otro factor a tener en cuenta al elegir una cesta colgante es su material de construcción. Las cestas colgantes de primera calidad están hechas de materiales resistentes a la intemperie que son ideales para su uso en interiores o exteriores.

            Tenga en cuenta la cantidad de luz solar que necesitará su planta y el tipo de tierra que mejor se adapte a sus necesidades. A continuación, selecciona una maceta colgante que proporcione el entorno óptimo para que tus plantas prosperen.

            Y si tu presupuesto es limitado, compra macetas colgantes que requieran poco mantenimiento y sean duraderas.

            Fragilidad

            Cuando elijas una planta colgante, ten en cuenta su fragilidad. Algunas plantas son más frágiles que otras y necesitan más cuidados.

            El tamaño adecuado para tu planta debe ser al menos entre un cinco y un diez por ciento mayor que su tamaño real, y dejar uno o dos centímetros de espacio extra en todos los lados.

            Si la maceta es demasiado pequeña, la planta no podrá extender sus raíces con la rapidez deseada. Una maceta grande también es más propensa a favorecer el crecimiento de plantas invasoras.

            Resistencia

            A la hora de seleccionar macetas y jardineras colgantes, hay que tener en cuenta varios factores. El material de construcción de la maceta y jardinera determinará su resistencia.

            Las cestas colgantes de primera calidad están hechas de materiales resistentes a la intemperie para soportar cualquier condición climática, ya sea lluvia, nieve o hielo.

            También deben ser transpirables para el buen crecimiento de las plantas. Si no está seguro de qué material se adaptará mejor a sus necesidades, tenga en cuenta los siguientes factores.

            Materiales de fabricación de los tiestos para colgar

            Se suelen utilizar varios materiales para fabricar jardineras colgantes, y el proceso de selección puede resultar complicado. Afortunadamente, hay muchas opciones disponibles.

            En este apartado, aprenderá más sobre la cerámica, el metal y la madera. Elija el material que se adapte a sus necesidades específicas, y estará en camino de tener una hermosa jardinera colgante nueva.

            A continuación se enumeran algunas ventajas y desventajas de cada material. Esperamos que el proceso le resulte más fácil y que disfrute del resultado final.

            Plástico

            Las jardineras de fibra de vidrio están hechas de fibras de vidrio y resina. Se moldean para que parezcan macetas de piedra o terracota. Algunos fabricantes añaden arcilla o piedra caliza a la mezcla de resina para mejorar la textura.

            Las macetas de fibra de vidrio son ligeras y fáciles de manejar, pero algunos fabricantes hacen recortes al fabricarlas. Una maceta colgante de plástico pesada puede ser un indicio de mala calidad.

            En este apartado se analizan las ventajas de ambos tipos de materiales y sus limitaciones.

            Las jardineras de metal suelen ser demasiado pesadas y pueden oxidarse fácilmente. La madera se rompe si se la empuja mucho. El plástico y la espuma son ligeros, pero pueden agrietarse con facilidad.

            Las jardineras de madera suelen ser más caras que las de plástico producidas en serie. La madera más cara es el palisandro, que es bonito y resistente al agua. Pero si no piensas utilizar una maceta colgante en el interior, la madera es una opción.

            Cerámica

            Si tienes amigos magros, puedes considerar las jardineras colgantes de cerámica para añadir encanto a tus plantas. Están hechas de cerámica y quedan muy bien en salones o entradas.

            Los maceteros de cerámica son neutros y combinan con la mayoría de las combinaciones de colores, pero los colores y acabados reales pueden variar ligeramente con respecto a las imágenes en línea.

            Si buscas una maceta que sea elegante y funcional a la vez, considera las macetas colgantes de gres o cerámica.

            Antes de comprar cualquier maceta, ten en cuenta el peso que tendrá que soportar la planta. Es conveniente comprar una maceta con el peso suficiente para sostener las plantas en crecimiento y el agua.

            De lo contrario, podría terminar con una maceta que se derrumbe bajo el peso de sus plantas o de la hiedra que se arrastra. Asegúrate de que adquieres una maceta colgante resistente que soporte al menos la mitad del peso de la planta.

            Metal

            Las macetas colgantes son una forma elegante de crear un santuario verde. Aprovechan el espacio vertical y son lo suficientemente flexibles como para estirarse o adoptar una forma irregular.

            Muchos fabricantes utilizan acero reciclado, que es uno de los materiales más reciclados del mundo. Además, el acero no pierde ninguna de sus propiedades cuando se recicla.

            Esto significa que puede colgar las macetas de los balcones sin preocuparse por su sostenibilidad. Estas son algunas de las ventajas de utilizar acero reciclado en las jardineras colgantes.

            El trefilado es el proceso de doblar o estirar una lámina de metal para darle una forma fina y esbelta. Suele hacerse a temperatura ambiente, pero calentar el metal puede reducir la cantidad de fuerza necesaria para dar la forma deseada.

            El plegado consiste en manipular una pieza metálica para que se doble en un ángulo determinado. El proceso suele realizarse con una prensa de frenado, aunque también puede hacerse manualmente martilleando contra una pieza metálica fija.

            Por último, la forja es un proceso de dar forma al metal mediante el uso de la fuerza de compresión.

            Madera

            Las jardineras colgantes no sólo son atractivas sino también funcionales, lo que las convierte en una opción perfecta para la decoración del hogar. Las jardineras colgantes tienen muchas ventajas, como el ahorro de tiempo y dinero en su mantenimiento.

            Estas versátiles jardineras pueden utilizarse en el interior o en el exterior, según el estilo. Para facilitar el mantenimiento, las jardineras están disponibles con depósitos de agua.

            La mayoría de los depósitos de agua son aptos para el exterior y se instalan en zonas de apoyo clave. Para facilitar la instalación, se pueden instalar ruedas en la parte inferior de la jardinera.

            Algunas jardineras también vienen con fondos falsos para crear la apariencia de una maceta más grande y cubrir elementos arquitectónicos antiestéticos.

            Si quieres hacer una jardinera colgante, puedes hacerla tú mismo utilizando tablas de cedro, sujetadores, anillos en D para colgar y pintura. El cedro es naturalmente resistente a la putrefacción y debería durar muchos años.

            Para hacer la jardinera, necesitas una tabla de 1×6 cortada en tres trozos de veinte pulgadas cada uno. Otra opción es utilizar dos tablas de 1×4, una de veinte pulgadas y otra de ocho pulgadas y media.

            Arcilla

            La arcilla cocida al horno que se utiliza para hacer macetas colgantes tiene un aspecto muy delicado y femenino. Se tarda sólo un par de horas en hacer una, y la jardinera quedará preciosa.

            También puedes hacer una maceta colgante con uno o dos paquetes de arcilla cocida al horno. El proceso es relativamente fácil, y puedes utilizar un cuchillo de mantequilla para darle forma.

            Puedes humedecer la arcilla sumergiendo un pincho de madera en agua. Después, puedes colgar la maceta del gancho.

            También puedes utilizar fibra de vidrio para hacer una maceta colgante. La fibra de vidrio está hecha de fibras de vidrio y resina y a menudo se moldea para que se parezca a una maceta de terracota o de piedra.

            Algunos fabricantes añaden arcilla o piedra caliza a la mezcla para crear una mejor textura. Si estás pensando en comprar una maceta colgante de fibra de vidrio, asegúrate de elegir una que tenga agujeros de drenaje.

            De lo contrario, te verás obligado a cambiar todo el recipiente cuando se encoja.

            Hormigón

            Para los aficionados a las macetas colgantes, el hormigón es una gran opción para estas creaciones escultóricas. El material de hormigón puede ser una base resistente para las macetas, y puedes elegir el color y la forma según tus preferencias personales.

            Estos maceteros están hechos para su uso en interiores y exteriores, y puede utilizarlos tanto para estilos de decoración modernos como tradicionales.

            Para añadir más estilo a estas jardineras, puedes mezclar y combinar el cemento con un fortificante para crear un aspecto único.

            Para crear jardineras de cemento, puedes utilizar botellas de plástico como moldes. Si prefieres una forma geométrica, puedes utilizar una caja, madera contrachapada o vasos de plástico para formar un molde.

            Una vez que hayas completado el molde, puedes verter el hormigón en él. A continuación, puedes dar un acabado al hormigón con pintura o papel de lija.

            La jardinera terminada se parecerá a una jardinera geométrica. Para conseguir un aspecto único, también puedes probar a hacer macetas de hormigón de diferentes formas y tamaños.

            Mimbre

            Las primeras jardineras estaban hechas de mimbre, que se originó en las antiguas regiones mediterráneas y se extendió por toda Europa. Esta planta fue especialmente popular en la época victoriana, cuando la moda era más elaborada.

            La época victoriana marcó un giro hacia un estilo más minimalista y muchas de las principales empresas de mimbre cambiaron sus diseños para reflejar estas nuevas sensibilidades.

            El mimbre se utilizaba en jardineras colgantes para una gran variedad de propósitos, desde macetas colgantes hasta cestas y cajas para el hogar.

            Hoy en día, el mimbre se utiliza habitualmente para colgadores y cestas tanto en entornos modernos como tradicionales. La fabricación artesanal de estos recipientes es extremadamente compleja y lleva tiempo perfeccionarla.

            Estas macetas se suelen fabricar con la técnica de tejido por debajo y por encima, que utiliza una hebra de fibra para colocar otra hebra perpendicular encima. Estos tipos de macetas colgantes son conocidos por ser bastante resistentes y duraderos.

            Alambre

            Las jardineras colgantes están diseñadas con una base en forma de cubeta. Suelen tener entre 8 y 24 pulgadas de diámetro y tienen varias opciones de revestimiento.

            Algunas variedades cuentan con un revestimiento de musgo esfagno, fibra de coco, arpillera, plástico o cartón prensado.

            También puede elegir una combinación de materiales. Si no puede decidirse por uno, puede probar una combinación de jardineras de estilo cubeta en diferentes escenarios.

            Las jardineras colgantes están hechas de varios materiales. Uno de los materiales utilizados para la fabricación de estos recipientes es el alambre. Se utiliza en cestas de mimbre y puede albergar una gran variedad de plantas.

            Algunos de ellos vienen con agujeros de drenaje en la parte inferior, para que las plantas puedan mantenerse húmedas. Sin embargo, este tipo de maceta no es muy agradable estéticamente.

            Elegir una hecha de cuero puede ser su mejor opción si quiere dar un aspecto más singular a su casa.

            Decorar con macetas colgantes

            Decorar con macetas colgantes es una forma fácil y asequible de añadir vegetación fresca a tu casa. Las plantas que contengan no sólo añadirán un ambiente relajante a cualquier habitación, sino que también ahorrarán espacio. Aquí tienes algunas ideas.

            Considera la posibilidad de colocar una en una esquina o ventana. Los espacios más pequeños parecerán aún más exuberantes con plantas altas. Tanto si utilizas plantas artificiales como vivas, seguro que encuentras algo que encaje con tu decoración.

            Las plantas son una forma estupenda de mejorar la decoración de tu casa

            El uso de macetas y jardineras colgantes puede añadir un acento único y elegante a la decoración de tu hogar. Las plantas ofrecen innumerables texturas, desde las más tupidas y peludas hasta las más brillantes.

            Todas estas texturas pueden combinarse para que tu habitación resulte atractiva e interesante. No es necesario invertir en macetas y jardineras caras para que tu casa tenga un aspecto estupendo.

            Es posible encontrar muchas ideas de macetas colgantes baratas en Internet.

            Si eres nuevo en el mundo de las plantas, busca especies fáciles de mantener, como las plantas serpiente y las plantas araña. Hay muchas especies de fácil cuidado para los principiantes, como las plantas araña, los pothos y las plantas serpiente.

            Sin embargo, hay que evitar las especies más delicadas, ya que pueden no desarrollarse bien en macetas y jardineras colgantes.

            Hay plantas de todas las formas y colores, así que piense en el ambiente de su decoración interior antes de elegir una planta concreta.

            Aportan un toque de calma a cualquier habitación

            Si estás buscando una nueva decoración, las macetas colgantes son una gran opción. Son más fáciles de mantener, liberan un valioso espacio en el suelo y añaden decoración a la altura de los ojos.

            También son la forma perfecta de añadir estilo a un rincón vacío o de puntuar las paredes de la galería. Además, reforzarán el estilo general de tu habitación. Aquí tienes algunas ideas de macetas colgantes.

            Para añadir plantas a tu casa, piensa en el tipo y el estilo que quieres conseguir. Elige las que complementen el resto de la decoración.

            Piensa también en las combinaciones de colores, ya que algunas plantas pueden quedar mejor si se combinan con otros elementos.

            Las macetas colgantes añaden profundidad a cualquier habitación, haciéndola más interesante visualmente. Una planta colgante en una maceta añadirá un aire de tranquilidad a cualquier habitación.

            Son fáciles de cuidar

            Las macetas colgantes son muy fáciles de cuidar. Hay muchos tipos entre los que elegir, y todos tienen requisitos diferentes. Algunas se adaptan mejor a las zonas de sombra que otras, y la mayoría sólo necesitan un riego poco frecuente.

            Los helechos, por ejemplo, necesitan más agua que otros tipos de plantas y deben colocarse en una zona de sombra. Pero sea cual sea el tipo de planta que elijas, las macetas colgantes son una forma fácil de animar cualquier espacio.

            Regar una maceta colgante requiere un poco más de esfuerzo que mantener una planta en una maceta tradicional. Puedes comprar cestas grandes y pesadas que puedes acoplar a un sistema de poleas para poder regar las plantas directamente desde la cesta.

            Sin embargo, esto requiere más habilidad y ambición que la mayoría de la gente. Si no te sientes capaz de hacerlo, siempre puedes utilizar una escalera de mano y una regadera de cuello largo. Regar las plantas con regularidad hará que se mantengan felices y sanas.

            Ahorran espacio

            Una de las formas más fáciles de ahorrar espacio en la decoración es utilizar macetas colgantes. Puedes utilizarlas para plantas vivas o artificiales. En el caso de las plantas vivas, asegúrate de tener una maceta interior separada.

            Si utilizas una maceta de fondo sólido, compra una maceta de plástico con agujeros de drenaje para colocarla dentro de la maceta principal. Las macetas colgantes pueden variar en tamaño, pero la mayoría vienen con un forro transpirable.

            Una maceta de terracota de 30 centímetros puede ser un punto de atracción en una zona de estar acogedora, pero también puede ocupar mucho espacio.

            Las macetas colgantes te ahorrarán espacio, al tiempo que atraen la mirada hacia arriba y sirven de accesorio a tus paredes.

            Además, hacen que tu habitación se sienta verde y responsable, por lo que puedes sentirte bien sabiendo que estás haciendo tu parte.

            Si no estás seguro de dónde colgar tus macetas, considera la posibilidad de colgarlas en una ventana. De este modo, no ocuparán demasiado espacio y maximizarán la entrada de luz.

            Pueden cultivar plantas aromáticas

            Las plantas aromáticas se pueden cultivar en macetas colgantes, pero requieren mucha humedad, por lo que hay que regarlas a diario, sobre todo si vives en un clima cálido.

            Las cestas de hierbas colgantes pueden rellenarse con musgo, fibra de coco o tierra para macetas y llenarlas sólo un centímetro por encima del borde.

            Si quieres un despliegue de hierbas colgantes, elige plantas como el tomillo, el orégano o la salvia. Si tienes poco espacio para cultivar, también puedes buscar ideas para jardines verticales.

            Las plantas aromáticas pueden cultivarse en macetas colgantes o en ventanas. Estas hierbas crecen mejor a pleno sol, pero a algunas no les importa la sombra.

            Si quieres que tus hierbas se desarrollen en la sombra, puedes colocarlas fuera de la ventana de tu cocina. Lo único que tienes que hacer es abrir la ventana y cosecharlas.

            En pocas semanas, tendrás hierbas frescas en la puerta de tu casa. Luego, podrás utilizar tus hierbas para dar sabor a tu comida y condimentar tu vida.

            ¿Qué son las macetas colgantes?

            Las macetas colgantes son populares por muchas razones. Estos maceteros pueden utilizarse tanto en el suelo como en macetas colgantes. Permiten plantar muchos tipos diferentes de plantas en una sola maceta.

            Al ser tan prácticos, podrás disfrutar de tus macetas en cualquier momento. Si te preguntas qué plantas son las mejores para las macetas colgantes, te alegrará saber que hay muchas opciones diferentes.

            Cuando elijas una cesta colgante, asegúrate de pensar en los tipos de plantas que quieres cultivar en ella. Deben ser más pequeñas que las plantas que quieres cultivar y deben tener un ritmo de crecimiento similar.

            Es posible que quieras elegir plantas colgantes que tengan un follaje en cascada. También debes tener en cuenta el tamaño de la propia cesta colgante, ya que el tamaño y la forma de la maceta determinarán cuántas plantas se pueden plantar.

            Dependiendo del tipo de planta, puedes comprar cestas lo suficientemente grandes para que crezcan las plantas que deseas.

            Si estás pensando en plantar plantas colgantes para tu casa, considera la posibilidad de plantar plantas que prosperen en zonas de sombra. Plantas como los pensamientos son resistentes y atractivas en cestas colgantes.

            Puedes elegir entre varios tipos de hiedra y helechos. Ambas son plantas populares para las cestas colgantes, y quedan muy bien en un lugar sombreado.

            Y si no estás seguro de qué tipo de planta es la mejor para tu espacio, siempre puedes llevarlas al interior durante los meses de invierno.

            Ventajas de las macetas colgantes

            Las macetas colgantes son estupendas por muchas razones. Son visualmente agradables y requieren poco mantenimiento. No necesitan tierra y emiten oxígeno.

            Además, las plantas colgantes son más fáciles de cuidar que las plantas en maceta con tierra. Exploremos algunas de las otras ventajas de las macetas colgantes.

            Sigue leyendo para saber más. Estas son algunas de las principales ventajas de las macetas colgantes:

            Las plantas en macetas colgantes son fáciles de cuidar

            Una de las tareas más difíciles en el cuidado de las plantas en macetas colgantes es el riego. Sin embargo, un simple forro de plástico ayuda a mantener la humedad.

            Algunas macetas colgantes tienen sistemas de autorriego que añaden agua a la tierra a medida que ésta se seca. Si el riego no es una opción, puedes utilizar una escalera de mano para llegar a la cesta.

            Independientemente del método que elijas, asegúrate de regar tus plantas cada semana.

            La cantidad de plantas colgantes que elijas depende del tamaño del recipiente. Recuerda que la mayoría de las cestas colgantes no tienen una base plana, por lo que es mejor utilizar una maceta vacía para soportar el peso.

            Una vez que hayas elegido tu cesta colgante, tendrás que añadir un forro. Los forros para macetas colgantes deben ser de plástico y tener agujeros de drenaje.

            Mezcla el compost y el abono de liberación lenta. Los gránulos que retienen el agua también son una opción.

            A la hora de elegir las plantas colgantes, también hay que tener en cuenta la iluminación y el clima. Las macetas colgantes deben recibir una ubicación soleada, como una ventana orientada al sur.

            Sin embargo, si no tienes este lujo, siempre puedes elegir plantas que toleren condiciones de poca luz. Para los principiantes, lo mejor es empezar con plantas adaptables, como el filodendro de hoja de corazón y el pothos.

            Debes recordar que debes elegir macetas con agujeros de drenaje, ya que algunas no los tienen.

            Algunas plantas comunes y fáciles de cuidar que prosperan en macetas colgantes son las lobularias, las begonias, las lantanas, los iris y los lirios. Las begonias son especialmente fáciles de cultivar y florecen durante toda la temporada.

            Algunas pueden incluso pasar el invierno. Si no tienes tiempo para plantarlas, considera el alyssum dulce, o la lobularia maritima, que florece en miniatura.

            No necesitan tierra

            Las macetas colgantes no necesitan tierra para cultivar plantas. Pero esto no significa que debas saltarte los cuidados básicos de las plantas.

            Para evitar los charcos de agua y la mala calidad del aire, puedes plantar algunos tipos de plantas colgantes de interior que no necesitan tierra. Algunos consejos:

            Asegúrate de elegir macetas colgantes con lugares de fácil acceso. Por ejemplo, las suculentas son grandes candidatas para un lugar de difícil acceso. Y asegúrate de elegir plantas que no necesiten ser regadas más de una vez a la semana.

            Para los que tienen un estilo de vida ajetreado, prueba con macetas colgantes de cristal, cerámica o macramé. No importa dónde coloques tu maceta colgante, es importante recordar que las raíces de tus plantas necesitarán agua.

            Recuerda que la tierra de tu maceta es muy ligera, y que necesitan los nutrientes que les proporcionas. Elegir una buena mezcla para macetas es clave para mantener tus plantas sanas. Utiliza abonos de liberación lenta.

            Éstos liberan el fertilizante gradualmente a lo largo de la temporada de crecimiento, por lo que no tienen que competir entre sí por los nutrientes.

            Para que la tierra esté equilibrada, asegúrate de seguir las instrucciones del envase. Para obtener los mejores resultados, utilice una combinación de abono de liberación lenta y un compost de alta calidad sin turba.

            Cuando riegue las cestas colgantes, utilice una vara de agua de mango largo. Remoje suavemente la tierra antes de regar. El remojo aumenta la absorción del agua y permite que las raíces retengan más agua.

            Sin embargo, asegúrese de hacerlo sólo cuando sea necesario. Una maceta colgante debe regarse al menos dos veces al día durante el comienzo de la primavera y el verano. El tiempo de riego óptimo es de entre 3 y 4 días.

            Emiten oxígeno

            Seguramente habrás notado que el aire parece más fresco por la noche. Eso no es un accidente: su planta doméstica común libera oxígeno en el aire cuando usted duerme. Los lirios de la paz son una de esas plantas.

            Crecen mejor en condiciones de poca luz y necesitan ser regadas cada 10 ó 14 días. Liberarán oxígeno durante la noche, y podrás disfrutar de un aire más fresco en tu casa cada noche. Estas son algunas de las ventajas de las macetas colgantes:

            Las plantas que desprenden oxígeno son las que tienen hojas pequeñas. Los arces, abetos y Douglas son los que más oxígeno desprenden. La mayoría de las demás plantas tienen hojas pequeñas y producen poco oxígeno.

            Pero los arces y las piceas tienen las floraciones más hermosas durante la temporada de otoño. Por eso, son una gran opción para la decoración de tu cama. Esto puede ayudar a mejorar la calidad del aire y promover un mejor sueño nocturno.

            Son visualmente atractivas

            Los caceroleros, como su nombre indica, se utilizan para exponer los utensilios de cocina y otros utensilios de cocina. No sólo son funcionales, sino también visualmente atractivos.

            El cesto de acero contemporáneo de Worx tiene un acabado de níquel satinado e incluye 10 ganchos. El cable de cuatro pies y la cadena de ocho pies incluyen un lugar para dos focos de 50 vatios. El perchero café Tuscany Village de Kathy Ireland está decorado con seis luces tipo araña.

            Ahorran espacio

            Un cesto para ollas ahorra un valioso espacio en el armario a la vez que resalta su colección de ollas y sartenes. Puedes elegir un cesto con detalles en cobre o con acabado en acero inoxidable para que haga juego con los demás electrodomésticos de tu cocina.

            Cuando elija un cesto para ollas, asegúrese de que sus fondos estén limpios, ya que las ollas sucias pueden rayar o pegarse a la superficie del cesto. Para que el cesto sea duradero, compre uno resistente que pueda soportar varios kilos.

            Además de un cesto para ollas, también puedes colgar sartenes y tapas del techo. Las ollas que no caben en los armarios pueden colgarse de las barras de las cortinas o de los ganchos en forma de S.

            Los caceroleros son perfectos para los artículos de cocina grandes. Pueden ahorrar más de un 40% en los armarios. Un sencillo proyecto de bricolaje para crear su propio cesto para ollas es bastante fácil. Sólo te llevará unos minutos y es muy funcional.

            Una vez que tenga un cesto para ollas, puede pasar al siguiente paso: instalar ganchos para sujetar las tapas de las ollas. Si tus ollas y sartenes tienen asas de lazo, puedes colgarlas normalmente en los ganchos.

            Esta es una solución económica para el almacenamiento y es una gran opción si quieres liberar espacio en el armario. Comprobará que estos cestos para ollas ahorran espacio y facilitan la tarea de coger los utensilios que necesita.

            Si sus ollas y sartenes ocupan mucho espacio en su armario, considere la posibilidad de colocarlas en una sierra de calar. Puedes utilizar un gancho adhesivo de plástico para colgarlas en la puerta del armario.

            Colgar las tapas de las ollas en una escalera de madera es otra forma de ahorrar espacio. Asegúrese de comprobar las viguetas del techo antes de colgar las tapas de las ollas.

            El peso de los utensilios de cocina hace que sea difícil colgarlos, así que comprueba las viguetas del techo antes de reutilizar una vieja escalera para sostener tus utensilios de cocina.

            ¿Dónde colocar una maceta colgante?

            La primera pregunta que nos viene a la cabeza a la hora de elegir dónde colocar una maceta colgante es: ¿dónde recibirá la mayor cantidad de luz solar?.

            El techo ofrece una ubicación excelente para las macetas colgantes, pero puede hacer mucho calor y sequedad en la habitación.

            Si la maceta colgante se coloca en el techo, lo más probable es que necesite más agua que una planta a ras de suelo. Por suerte, hay varias formas de evitar este problema.

            Cuide las macetas colgantes como cualquier otra planta

            Si tienes una ventana o un balcón donde da el sol, cuelga una cesta colgante con tu planta favorita. Elige un lugar donde reciba la luz del sol o una sombra parcial.

            En algunas ciudades, el lado norte de un edificio recibe pleno sol en invierno, mientras que en otras, el sol es abrasador durante la parte más calurosa del día. Si vives en una ciudad de clima templado, considera la posibilidad de plantar Petunias rojas o moradas.

            Algunas plantas de fácil cuidado son la Coreopsis amarilla, que se arrastra en forma de margarita amarilla, y el Plectranthus variegado, un tipo de hierba.

            Riega tus cestas colgantes con regularidad. Las macetas colgantes tienden a drenar el agua rápidamente, por lo que necesitan una atención extra para mantener los niveles de humedad adecuados.

            Ten en cuenta que muchas de ellas tienen muchas raíces, por lo que el riego es un aspecto vital del cuidado de las plantas.

            También puedes comprar jardineras de autorriego que añaden agua automáticamente a la tierra cuando ésta se seca. Asegúrate de mantenerlas bien regadas para prolongar la vida de tus plantas.

            Colocación de las jardineras colgantes en tu casa o jardín

            Si tienes una zona de difícil acceso, colocar las macetas colgantes en la pared o en otro punto alto puede ser la opción ideal. Si no puede llegar a la planta, puede elegir una con varias secciones para diferentes tipos de plantas.

            Cuando elijas una maceta colgante, escoge una con un estilo que complemente la decoración existente de la habitación. Si es difícil de alcanzar, considera una suculenta.

            Una ristra de corazones, o pothos, es otra opción para una maceta colgante. El pothos, primo de la ristra de corazones, crece con una luz media o baja. Esta especie de suculenta es muy fácil de cuidar y sólo requiere un riego ocasional.

            El pothos, especialmente la variedad hoya obovota, tiene grandes hojas circulares que pueden retener mucha agua.

            Elegir las plantas adecuadas para las jardineras colgantes

            Las macetas colgantes son una excelente manera de añadir color y vegetación a un espacio. Requieren un cuidado mínimo y pueden utilizarse tanto en el interior como en el exterior.

            A la hora de elegir las plantas para las macetas colgantes, ten en cuenta la tabla de zonas de rusticidad del USDA. Esta tabla le ayudará a seleccionar las mejores plantas para su clima. Puedes utilizar las macetas colgantes en zonas soleadas y sombreadas, como balcones y porches.

            El aspecto más importante a la hora de elegir las plantas adecuadas para las macetas colgantes es decidir dónde piensa colocarlas. En una zona soleada, es posible que desee seleccionar plantas que se desarrollen bien en caso de lluvia intensa.

            Sin embargo, si vive en un clima frío o templado, debe elegir plantas que prosperen en este clima. Las petunias son una buena opción para las macetas colgantes de interior porque requieren poco mantenimiento.

            Pueden colocarse cerca de las ventanas o bajo una luz brillante e indirecta. Las petunias también son fáciles de podar.

            Estilos de tiestos colgantes

            Las jardineras colgantes vienen en muchos estilos y tamaños. Las formas de las jardineras pueden acentuar o contrastar formas similares en la habitación.

            Una jardinera colgante con forma de globo ancla una habitación circular, similar a una lámpara de techo con forma de globo.

            Las plantas en estos recipientes también pueden tener formas geométricas para añadir interés visual a un diseño cúbico. Puedes encontrar macetas colgantes de diferentes estilos y tamaños en las tiendas de decoración.

            Además de ser atractivas, las macetas colgantes son una forma estupenda de añadir vegetación a cualquier habitación.

            El estilo de una jardinera colgante puede estar determinado por el tema de la habitación. Por ejemplo, un look ecléctico incorpora elementos de diseño shabby-chic y bohemio.

            Para un espacio contemporáneo, un macetero colgante de cristal geométrico quedará muy bien. Este estilo hace hincapié en romper las reglas y utilizar piezas que no encajan en un esquema de diseño estricto.

            Al elegir un estilo, piensa en el aspecto general de la habitación y en los colores existentes.

            Tipos de macetas colgantes

            Si quieres una maceta colgante para tus plantas de interior, puedes encontrar todo tipo de macetas para ellas en el mercado. Las cestas colgantes vienen con un orificio de drenaje en el fondo para que el agua fluya fuera de él.

            Hay dos tipos de macetas colgantes: las thriller y las spiller. La planta thriller tiene la función de llamar la atención de la gente que pasa, y las plantas spiller rellenan el resto de la cesta colgante.

            Plantas para cestas colgantes

            Puedes cultivar hermosas plantas en cestas colgantes con la tierra y el agua adecuados. He aquí algunas ideas:

            La verbena de limón, una planta de color amarillo verdoso con un pronunciado aroma a limón, es una maravillosa elección para las cestas colgantes. Esta planta prospera con luz solar filtrada y crece larga y con piernas.

            Pode regularmente para mantener su forma. La verbena de limón prefiere la sombra parcial y crece hasta 6 metros de longitud.

            Una vez establecida, recompensa a su propietario con preciosas y delicadas flores. Es adecuada para cestas colgantes de interior y exterior.

            El geranio de hiedra es otra gran planta para cestas colgantes. Es una planta versátil que florece durante todo el verano y viene en una gran variedad de colores. Las variedades más comunes son el rojo, el morado y el blanco.

            También puede utilizar la hiedra como fondo en sus cestas colgantes. La hiedra de la uva es muy conocida para las cestas colgantes, pero la hiedra alemana proporciona un acento verde más claro.

            Las begonias, que crecen bien en zonas de sombra, son excelentes plantas para cestas colgantes. Sus grandes flores y sus gruesos tallos las hacen fáciles de reconocer.

            Las fucsias, que se arrastran por el suelo, son estupendas para las plantaciones en solitario. Estas plantas también son semirresistentes y pueden mantenerse en una zona libre de heladas durante el invierno.

            Si es la primera vez que cultiva cestas colgantes, puede considerar algunas de estas ideas.

            Macetas con un agujero de drenaje en el fondo

            Si buscas una forma de plantar verduras u otras plantas, las macetas con un agujero de drenaje en el fondo son una excelente opción. Estos recipientes cuentan con un plato o platillo en el fondo para recoger el agua que escurre.

            Así se evita que la tierra salpique la superficie debajo de la maceta. Si no quieres que tus macetas se encharquen, puedes comprar un plato aparte e insertarlo en el fondo.

            Para llenar las jardineras más grandes, puedes utilizar jarras de leche o botellas de agua vacías con tapa. Incluso puedes reutilizar estos materiales como insertos para macetas.

            Las jarras son especialmente útiles, ya que los pequeños agujeros que tienen permiten que la tierra drene. También puedes comprar un platillo para plantas que evite que la tierra se pierda. Hay varios tamaños y diseños de platillos para plantas disponibles en el mercado.

            Si no utilizas una maceta con orificio de drenaje, corres el riesgo de que se produzcan enfermedades y se pudran las raíces. Las plantas que requieren un suelo constantemente húmedo necesitan un drenaje adecuado.

            El agua estancada huele mal y puede incluso albergar hongos y otras enfermedades. Por suerte, un drenaje adecuado permite que el exceso de agua salga mientras se mantienen los niveles de humedad adecuados.

            Las macetas sin sosa pueden ser una solución ideal para cualquier jardín.

            Macetas Wally

            Si buscas una nueva forma de exponer tus plantas de flor, prueba a crear un muro de plantas. Hay muchos tipos diferentes de macetas colgantes para elegir y un muro de plantas puede añadir un poco de color extra a tu habitación.

            Las macetas Wally son estupendas para crear muros de plantas divertidos y pueden utilizarse en el interior o en el exterior.

            Vienen en muchas formas, tamaños y colores diferentes. Algunos incluso pueden utilizarse como soportes de pared.

            Otro tipo de recipiente colgante es la cesta de alambre, a veces llamada cesta de heno. Este tipo de maceta colgante está revestida de musgo o fibra de coco.

            Tiene capacidad para una gran cantidad de tierra para macetas y es lo suficientemente ligera como para facilitar el riego. Las plantas cultivadas en macetas colgantes están sujetas a las mismas enfermedades y plagas que afectan a las plantas de tierra. Si utilizas una cesta colgante, asegúrate de que está hecha para soportar los elementos.

            Las cestas colgantes son versátiles, pero hay que saber cuidarlas. Al igual que las macetas de patio, deben plantarse en un abono ligero y sin turba. Para prolongar la vida de tus plantas, utiliza plantas complementarias.

            Para obtener los mejores resultados, colócalas a finales de la primavera, cuando haya pasado el peligro de las heladas y antes de que empiece el calor del verano.

            Piensa en utilizar una planta tropical llamada calachoa. Tienen una gran variedad de colores y no necesitan deshojarse.

            Colgadores Sorbus Macrame

            Si alguna vez ha buscado un colgador único para su patio o interior, probablemente haya pensado en los colgadores de macramé Sorbus.

            Estos atractivos colgadores para plantas están tejidos con cuerda de macramé, y cuentan con ganchos y cadenas para colgar cualquier maceta.

            Son ideales para cualquier habitación de la casa, y también quedan muy bien en el exterior. He aquí algunas razones para considerar un colgador de plantas de macramé Sorbus para su hogar:

            Colgador de plantas en macramé Sorbus – Este colgador de plantas es ideal tanto para espacios interiores como exteriores, y está disponible en un paquete de 4 unidades para su comodidad.

            La cuerda de algodón es fuerte y puede sostener una maceta de forma segura. Al ser tan ligero, puede colgarlo de la pared o del techo.

            Estas perchas también son estupendas para exponer cualquier otro tipo de decoración. Si quieres colgarlas en el exterior, se pueden colgar fácilmente del techo.

            Geranios

            Al plantar geranios en macetas colgantes, debes elegir el tipo de tierra adecuado. La mezcla ideal contiene un alto porcentaje de materia orgánica. La tierra pesada debe enmendarse con turba, compost o perlita. Evite utilizar estiércol o vermiculita.

            También debe evitar regar en exceso sus geranios, ya que pueden volverse mustios. Los geranios crecen mejor en un lugar soleado, con una buena exposición a la luz.

            Para que los geranios tengan la mejor oportunidad de florecer, asegúrate de utilizar un abono rico en nutrientes en primavera o a principios de verano. Utilice un abono soluble en agua cada dos semanas.

            Abone sus geranios una vez que salgan del letargo. Además, poda las plantas con frecuencia para que crezcan nuevas cabezas florales.

            A la hora de elegir cestas colgantes, también debes escoger unas con orificio de drenaje, ya que las plantas con patas pueden pudrirse si no se riegan adecuadamente.

            Mezclar diferentes variedades de geranios es una buena manera de añadir color y variedad a su jardín. Los geranios mixtos tienen una gama de opciones de color y pueden ir bien con las plantas que rellenan las cestas o las enredaderas a las que les gusta la luz del sol.

            Como necesitan al menos seis horas de luz solar al día, les va bien en cestas colgantes. Debe asegurarse de darles al menos seis horas de luz solar directa cada día para evitar que se vuelvan amarillas.

            Si notas signos de plagas, asegúrate de tratarlas con un insecticida comercial para matarlas.

            Petunias

            Hay que tener en cuenta varios factores a la hora de plantar petunias en macetas colgantes. En primer lugar, prefieren un suelo más cálido que el de otras plantas, por lo que conviene plantarlas más separadas.

            Una maceta colgante de 12 pulgadas puede albergar de tres a cinco plantas. Esta disposición es la mejor para un patio o balcón pequeño.

            Hay que regarlas al menos dos veces al día. Durante los días calurosos del verano, las petunias pueden necesitar el doble de agua.

            En segundo lugar, a las petunias les gusta la luz del sol y necesitan un riego semanal. Tenga en cuenta que un compost con alto contenido en turba puede ser hidrofóbico, lo que significa que repele el agua.

            Cuando el agua no llega a las raíces de la planta, se escurre por la superficie. Con el tiempo, las petunias pueden morir o marchitarse. En estos casos, debes replantar tus petunias.

            En tercer lugar, es importante dar a las petunias la cantidad adecuada de luz y fertilizante. Las petunias necesitan de 10 a 12 horas de luz para florecer.

            Los días más cortos hacen que la planta deje de florecer y deposite las semillas, por lo que es esencial darles la cantidad adecuada de luz solar durante el verano.

            Puedes utilizar una tijera para engañar a la planta para que produzca nuevos brotes. Además, asegúrate de regar las plantas a fondo para fomentar el nuevo crecimiento.

            Hiedras

            La hiedra inglesa se puede cultivar en macetas colgantes y constituye una hermosa exhibición en la pared. Sus largas y verdes enredaderas quedan muy bien colgando de una maceta.

            La hiedra inglesa se cultiva mejor en las zonas cuatro a ocho y puede crecer hasta siete u ocho pulgadas. Las hiedras también toleran niveles bajos de luz y son plantas de interior de crecimiento muy rápido.

            Para cultivarlas en interiores, forre las macetas colgantes con plástico grueso o coloque guijarros de arcilla debajo de ellas para evitar el exceso de riego.

            A las hiedras les gusta la humedad moderada, pero tolerarán un nivel de humedad bajo en su casa si les da una bandeja llena de guijarros húmedos.

            Las hiedras en macetas colgantes también necesitan una buena circulación de aire, así que asegúrese de colocarlas en una bandeja con perlita o guijarros húmedos antes de plantarlas.

            Las hiedras crecen bien en habitaciones frescas o moderadas y prefieren temperaturas nocturnas más frescas. Asegúrese de utilizar un buen drenaje para sus hiedras en maceta.

            La hiedra inglesa es originaria de Europa y prospera en temperaturas frescas. Si tienes un clima frío, puedes propagar esquejes de esta hiedra. Éstos pueden enraizarse en la tierra o en el agua y brotarán nuevas plantas.

            También puedes probar con una especie de hiedra que crece de forma nativa en Sudamérica. El cactus muérdago es otra gran opción, que tiene tallos de color verde pálido y un revestimiento de coco. Produce bayas comestibles durante la primavera.

            Estilos de macetas colgantes

            Hay muchos estilos diferentes de macetas colgantes disponibles. Puedes elegir entre el ecléctico, el minimalista, el moderno y el de madera. Aquí tienes algunas ideas para conseguir un estilo concreto.

            Incluso puedes combinar diferentes estilos eligiendo plantas distintas para cada uno de ellos. Elija el estilo que más complemente su habitación.

            Aquí tienes algunos consejos para crear un look único con macetas colgantes. Si quieres añadir más color y vida a tu casa, considera la posibilidad de utilizar macetas colgantes.

            Estilo ecléctico

            Hay varios tipos de macetas colgantes para elegir, y muchas de ellas son muy versátiles y quedan muy bien en casi cualquier espacio. El estilo ecléctico combina elementos del boho chic y del shabby chic para crear un aspecto atractivo e inusual.

            Este estilo hace hincapié en romper las reglas e incorporar elementos que no siguen estrictamente las pautas de diseño. A continuación te presentamos algunos estilos que pueden resultarte atractivos.

            Moderno

            Hay muchos estilos diferentes de macetas colgantes modernas a su disposición. Algunos están hechos de cuero grueso de curtido vegetal, mientras que otros están hechos de remaches de plata y acero inoxidable cepillado.

            Independientemente de su estilo o gusto, seguro que encontrará una maceta colgante que quedará muy bien en su casa. Tanto si decide cultivar plantas vivas como artificiales, las jardineras colgantes son una forma asequible y fácil de añadir algo de estilo a su hogar.

            Las jardineras colgantes Abetree son una gran opción para un porche cubierto o una ventana interior. Sus anillos circulares de metal negro cuelgan justo debajo de la ventana y pueden sostener una maceta de 5,5 pulgadas.

            Cada maceta está sujeta a una varilla negra con un robusto gancho en la parte superior. La jardinera colgante Abetree está disponible en cuatro tamaños diferentes, que van desde 8,5 pulgadas hasta 12 pulgadas de altura. Cuenta con un agujero de drenaje en la parte inferior.

            Minimalista

            Añadir jardineras colgantes a tu casa te da una declaración de estilo contemporáneo al instante. Estos maceteros únicos y minimalistas son ideales para añadir un poco de naturaleza a cualquier habitación.

            Muchos de ellos cuentan con anillos de metal negro y un soporte para la maceta en el centro. Pueden albergar plantas de hasta 5,5 pulgadas de diámetro y vienen con un robusto gancho en la parte superior.

            Si estás buscando un regalo para un amante de las plantas, considera regalarle uno de estos magníficos estilos de macetas.

            Madera

            Si buscas una forma bonita y resistente de colgar tus macetas, considera comprar un macetero colgante de madera. Estos maceteros colgantes están disponibles en una amplia gama de tamaños y estilos para complementar la decoración de tu hogar.

            También tienen un gran drenaje y aireación. Una vez que compres uno, puedes simplemente forrarlo con tela o plantar las macetas directamente.

            Estas macetas colgantes quedan muy bien agrupadas en grupos de tres o más. Para ahorrar espacio, considera la posibilidad de comprarlas con perchas de alambre.

            Las jardineras colgantes de madera tienen varias ventajas. Son versátiles y acentúan perfectamente la decoración de cualquier hogar. Colgar las macetas del techo puede añadir un acento rústico a cualquier habitación.

            También pueden proteger sus plantas de las mascotas. Antes de empezar a colgar una maceta colgante de madera, tendrá que medir los agujeros para la cuerda de colgar.

            Puede utilizar una cinta métrica de costura para medir los agujeros y un lápiz. Si tienes una máquina de coser, también puedes utilizarla para medir la cuerda.

            Metal

            Las macetas colgantes son una forma excelente de dar vida a tu jardín, porche o patio. También pueden utilizarse para acentuar vallas o espalderas.

            Estas duraderas macetas vienen en una variedad de colores y tamaños, y se pueden encontrar hasta en diez o quince artículos. Se pueden encontrar en una variedad de formas, incluyendo las oblongas y las circulares.

            Una buena manera de empezar es elegir una maceta colgante de metal con un borde enrollado y un fondo curvado.

            Elija entre diferentes tamaños y estilos de macetas colgantes para que se adapten a su espacio y estilo de jardinería. Las macetas colgantes de metal son ideales tanto para el cultivo en tierra como para las plantas hidropónicas.

            Como son desmontables, son fáciles de limpiar. Las macetas colgantes de metal suelen estar recubiertas con un proceso electrostático para evitar la oxidación.

            Son una opción perfecta para las plantas de interior o de exterior. Estas macetas se pueden comprar a un precio muy razonable en Lazada.

            Cerámica

            Puedes utilizar macetas colgantes de cerámica para añadir pequeños acentos de vegetación a tus paredes. Estas macetas decorativas tienen motivos florales en relieve y detalles en forma de chevron.

            Los bordes traseros de las macetas son planos para que tus macetas no sobresalgan en un ángulo extraño. Vienen con una cuerda para colgarlas.

            Su tamaño oscila entre 5,38 pulgadas y 6,7 pulgadas de altura. Estas macetas son una excelente opción para su uso en interiores o exteriores.

            Si prefieres una maceta de barro, esta maceta colgante de cerámica te servirá perfectamente. Viene en cuatro colores terrosos y es ideal para las hierbas.

            Estas macetas pueden colgarse en el interior o bajo un porche cubierto, y cuentan con un orificio de drenaje en la parte inferior.

            Miden 30,7 pulgadas de arriba a abajo y están unidas con cuerdas de yute natural. Para un look bohemio, esta maceta colgante puede utilizarse con plantas de interior y es el regalo perfecto para un jardinero.

            ¿Qué plantas poner en una maceta colgante?

            A la hora de elegir las plantas adecuadas para tu maceta colgante, tienes varias opciones. Entre ellas están las begonias, las petunias, los geranios y las impatiens.

            Sin embargo, antes de decidir qué plantas usar en tu maceta colgante, lee los siguientes consejos. Te alegrarás de haberlo hecho. Estas plantas alegrarán cualquier habitación. También les gusta la luz brillante y necesitan agua cuando la tierra se seca.

            Begonias

            El mejor momento para regar las begonias en una maceta colgante es una o dos veces por semana. También puede abonarlas semanalmente. El abono debe hacerse después de regar la planta.

            Las begonias pueden crecer tanto en macetas como en el suelo. Plántelas en macetas llenándolas de tierra hasta la mitad y regándolas bien.

            También puede plantarlas directamente en el suelo. Asegúrate de cavar un agujero en el suelo lo suficientemente profundo para que las raíces crezcan.

            A las begonias en macetas colgantes les gusta la tierra uniformemente húmeda. Sin embargo, hay que recordar que pueden sufrir un exceso de riego si se dejan en un suelo encharcado. Regarlas sólo una vez cada cinco o diez días las ayudará a crecer.

            Antes de regar tus Begonias, comprueba el nivel de humedad de la tierra y riega la planta con suavidad. Si tiene un platillo lleno de agua, no olvides dejarlo escurrir completamente.

            Petunias

            Los cuidados de las petunias en maceta colgante son similares a los de las petunias cultivadas en el suelo. Necesitan seis horas de luz solar directa al día. Para asegurar una floración continua, rote su cesta colgante cada semana y riegue regularmente.

            El primer centímetro de tierra debe estar seco y regarlas demasiado provocará la putrefacción de las raíces y la aparición de moho.

            Regar las petunias en una maceta colgante es más fácil que cultivarlas en un recipiente con base en el suelo, ya que necesitan un suministro constante de agua.

            Riegue las petunias con frecuencia. Necesitan al menos seis horas de luz solar al día. Puedes plantar petunias en una cesta colgante que tenga agujeros de drenaje para evitar que el agua se estanque en la tierra.

            Las macetas colgantes suelen venir con agujeros de drenaje y una bandeja para recoger el exceso de agua. Añadir agujeros de drenaje mantendrá tus macetas colgantes con un aspecto fresco y saludable. Si decides comprar una cesta colgante, asegúrate de leer atentamente las instrucciones.

            Geranios

            Los geranios en una cesta colgante son una forma excelente de exponer estas preciosas plantas. Muchas personas cultivan geranios en macetas colgantes en sus porches, patios o jardines. Su follaje y sus flores son elegantes y coloridos.

            Los geranios son un tipo de planta herbácea, y algunas variedades pueden cultivarse como anuales o perennes. Este artículo le dará algunos consejos para cultivar geranios en una maceta colgante.

            La mejor manera de cuidar tu cesta colgante de geranios es utilizar un abono soluble en agua en primavera. Este abono es ideal para los geranios, ya que ayudará a proporcionar nutrientes a la planta.

            Otra cosa importante a tener en cuenta en el cuidado de los geranios es podarlos regularmente. La poda regular ayudará a la planta a concentrar su energía en sus nuevas cabezas florales, y la eliminación de las hojas muertas mantendrá la planta con un aspecto ordenado.

            Impatiens

            Cultivar Impatiens en una maceta colgante es fácil si se planifica con antelación. Son plantas de bajo mantenimiento que necesitan poco o ningún cuidado. Plante las plántulas o las plantas más grandes una al lado de la otra y sepárelas sin apretar.

            Las impatiens de Nueva Guinea necesitan cuatro o cinco plantas jóvenes para florecer. Las flores de las impatiens crecen en racimos y tienen cinco pétalos.

            Son muy apreciadas por las abejas y las mariposas y pueden plantarse en una cesta colgante o en una maceta.

            Para plantar tus impatiens en una maceta colgante, utiliza una buena tierra comercial para macetas. Coloca las semillas a medio centímetro de profundidad en la tierra.

            A continuación, cubre las semillas con una bolsa de plástico con pequeñas aberturas en la parte superior. Coloca el recipiente en una zona soleada. Colócalo bajo luces de cultivo si tu zona no recibe suficiente luz solar.

            Las impatiens prosperan a pleno sol, pero tendrán problemas si están en una sombra profunda. Asegúrate de regar las impatiens con regularidad, pero no hasta que la tierra se sienta seca al tacto.

            Suculentas

            Tanto si quieres añadir una bonita planta a una pared como si buscas una forma bonita y de bajo mantenimiento para decorar tu casa, las suculentas pueden ser un complemento perfecto para tu maceta colgante.

            Las suculentas son muy fáciles de cultivar y toleran la sequía. Sus hojas suelen tener forma de guisante y son de color verde claro.

            Crecen mejor con luz solar parcial. Puedes comprar suculentas especiales que tienen formas de flor inusuales, o puedes quedarte con una planta trepadora.

            Las suculentas están disponibles en muchos colores diferentes y son excelentes plantas de interior. Elige las que complementen la decoración interior de tu casa. Son baratas, fáciles de cuidar y muy fáciles de encontrar.

            Una maceta colgante es un buen reclamo y no ocupa mucho espacio en tu casa. Las suculentas también son una gran opción porque no necesitan florecer. La maceta colgante perfecta puede quedar muy bien en cualquier habitación de la casa.

            Cordón de perlas

            Si estás pensando en utilizar una planta de collar de perlas en una maceta colgante, tienes que tener en cuenta algunos detalles importantes. Estas delicadas plantas necesitan de seis a ocho horas de luz solar al día para prosperar.

            Puedes colocarlas a una distancia de entre 15 y 20 centímetros de las ventanas en una habitación con luz indirecta. Sin embargo, para obtener los mejores resultados, deben mantenerse en un lugar luminoso y soleado con sombra parcial.

            La temperatura óptima para una planta de collar de perlas es de 70 a 80 grados Fahrenheit. Durante el invierno, prosperan con temperaturas de entre 50 y 60 grados Fahrenheit.

            No es necesario rociar la planta de cordón de perlas porque las diminutas perlas almacenan la humedad, lo que dificulta que se encharque. Si la cultivas en interior, es mejor que elijas un lugar soleado.

            Accesorios para colgar macetas

            Un juego de tres ganchos antiguos de acero forjado le proporcionará un elevador y una horquilla de eslinga para sus macetas colgantes. Uno de los ganchos tiene el sello de Midland.

            Estos ganchos son perfectos para colgar la decoración de la pared y colgar macetas, midiendo aproximadamente 4,75», 4,25» y 3,5» de altura. Pesan aproximadamente 2 libras.

            También son resistentes al óxido. Los tres ganchos son fácilmente ajustables y se adaptan a diferentes tamaños de macetas.

            Jardinera colgante de metal

            Si quieres mejorar el aspecto de tu jardín pero no tienes espacio para colgar una maceta estándar, considera la posibilidad de comprar una maceta colgante de metal.

            Estos recipientes están hechos de metal reciclado y pueden pintarse o grabarse, según tus preferencias personales. También pueden utilizarse para sostener plantas de aire. Se pueden trasladar de un lugar a otro manteniendo su encanto.

            Las jardineras colgantes de metal son una gran opción para conseguir un aspecto bohemio y destacado, y un control total sobre su creatividad.

            Comprar una jardinera colgante de metal es una forma estupenda de maximizar el espacio en tu jardín de flores, y es perfecta tanto para las hierbas como para las plantas anuales.

            La jardinera de acero galvanizado está disponible en 10 tamaños diferentes. La versión grande es ideal para las fresas, ya que proporcionan un excelente follaje después de la cosecha de las bayas.

            Las jardineras colgantes de metal también pueden utilizarse para hierbas u otras plantas, y puedes elegir entre varios diseños, como la clásica jardinera redonda o la más moderna jardinera de bola.

            La elección de la maceta adecuada para su jardín de flores es vital para el éxito. Las plantas de interior pueden ser muy exigentes, y la maceta adecuada hará que sobrevivan.

            Cuando elijas una maceta colgante, ten en cuenta el tipo de planta que piensas colocar dentro. Algunas suculentas y plantas de aire crecen muy bien en terrarios de cristal, mientras que otras prosperan en suelos húmedos.

            Si no está seguro del tipo de planta que pretende colocar dentro de su maceta colgante, pregunte a un amigo con experiencia en plantas de interior.

            Colgador de cuero

            Si buscas un colgador único para tus macetas colgantes, considera la posibilidad de hacer el tuyo propio. Puedes crear uno tú mismo utilizando una Cricut y algunos otros materiales.

            Para hacer tu colgador, mide el diámetro del fondo de la maceta y duplica esa medida para hacer el colgador. La distancia necesaria dependerá de tus preferencias, del tamaño de la maceta y del grosor del cuero. También puedes utilizar una cuerda o cordel decorativo.

            Si eres un principiante en los proyectos de bricolaje, puedes utilizar un platillo colgante hecho de plástico reciclado. Están especialmente diseñados para sujetar macetas y tienen muy buenas críticas.

            Puedes colgar una planta mediana o una colección de plantas más pequeñas utilizando estas bolas de discoteca. También puedes utilizarlas como acento decorativo añadiendo cuentas, hilo de bordar o pintura en spray.

            Otra forma de añadir un poco de estilo a tus macetas colgantes es colgar una caja cuadrada en la pared. Estas cajas son ideales para sostener una planta pequeña, pero también pueden utilizarse como jardín de pared.

            Otra opción es utilizar un frasco de loción como colgador. Este colgador de plantas queda muy bien y añade estilo instantáneo a cualquier habitación.

            También puedes utilizar un bote para colgar la botella de agua y añadir un cordón de cuero alrededor del bote para asegurar los nudos.

            Si vas a hacer uno para ti, es fácil de hacer en una hora o menos. Puedes utilizar un trozo de tronco o madera de balsa para hacer un colgador de cuero para colgar botes. Lo único que necesitas es aprender algunos nudos básicos de macramé.

            Plato colgante estilo estantería

            Un platillo colgante tipo estantería es la opción perfecta para colgar una planta de tamaño medio o una selección de plantas más pequeñas. Fabricados con un 80% de plástico reciclado, estas piezas decorativas están disponibles en varios colores y diseños.

            Un estante de pared colgante de madera de mango es una forma elegante de animar el espacio sobre el escritorio de una oficina en casa. Puedes destinar la estantería de pared a exponer sólo plantas, o mezclarla y combinarla con otra decoración de pared.

            Otra elegante maceta colgante es un macetero colgante de estilo geométrico, que está disponible en juegos de dos y tiene más de 13.000 opiniones de cinco estrellas.

            Un elegante platillo colgante de cerámica se puede utilizar para exponer suculentas u otras plantas que se desarrollan bien en una ventana soleada.

            Estas macetas colgantes vienen con un orificio de drenaje y platillos separados para recoger el exceso de agua y evitar el riego excesivo. Este platillo colgante también es una excelente opción para aquellos que tienen un pulgar verde.

            Estas piezas decorativas también son un magnífico regalo para un amigo o familiar. Son el regalo perfecto para cualquier amante de la jardinería o la naturaleza.

            Si no tienes dinero para comprar una maceta colgante cara, puedes hacer una sencilla tú mismo por menos de 10 euros. Puedes encontrar macetas colgantes de madera en Etsy por menos de 10 euros.

            Estos maceteros colgantes son estupendos para espacios interiores o exteriores, y también son una buena forma de aprovechar los objetos que no se utilizan.

            También puedes comprar jardineras colgantes ya hechas que puedes personalizar para que combinen con tu decoración específica.

            Deja un comentario